Domingo 20/08/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Conspiración para eliminar a Mariano Rajoy

Se reconozca o no dentro del Partido Popular, y dentro del Gobierno, lo cierto es que se ha puesto en marcha una operación política para apartar a Mariano Rajoy y situar otro candidato/a a la presidencia de cara a las próximas elecciones generales.

Parece que a algunos les parece irrefrenable la moda de las abdicaciones, puesta en marcha por episodios como la renuncia de don Juan Carlos, pero también por otros relevos generacionales, como el cambio en la presidencia del Santander en la persona de Ana Botín, o la nueva presidencia en El Corte Inglés, asumida por Dimas Gimeno. E incluso algunos otros que se avecinan, que afectarán a OHL y su actual líder, Juan Miguel Villar Mir, a Amancio Ortega en Inditex, etc.

No obstante, hay que precisar que gran parte de esos cambios empresariales han tenido como origen un acontecimiento biológico, como es la desaparición del titular por fallecimiento, o vienen obligados para la edad, ya muy provecta, de los afectados.

En la política, la presunta epidemia juvenil, que ha atacado al PSOE, ahora acaba de llevarse por delante a Cayo Lara, quien ha terminado por dejar paso a Alberto Garzón.

Por lo que se refiere a Mariano Rajoy, la edad no puede ser un argumento, porque aún no ha cumplido los 60 años, que alcanzará el año que viene, en 2015, y para un político y un gobernante tal guarismo no constituye dificultad alguna. Más bien al contrario.

Lo que se ha desatado de puertas adentro del PP, con la excusa del rejuvenecimiento y el cambio generacional, es la ambición política de ciertos líderes/lideresas, que, si acaso no han sido ellos quienes han puesto en marcha la máquina de los rumores, al menos no han hecho el menor gesto por detenerlos.

Algunas columnas de opinión que se han publicado estos días en los medios nacionales, insinuando, sugiriendo, y hasta propugnando a las claras la sustitución de Mariano Rajoy, esconden detrás la mano, más o menos delicada, de un candidato/a.

No sé qué ocurrirá finalmente, ni si el proceso de derribo triunfará o no. Lo que si veo claro es que Mariano Rajoy no se rendirá sin combatir. No se va a dejar comer el terreno así como así. Entre otras cosas, por el deshonor que constituiría convertirse en el primer presidente del Gobierno que acaba mandato en su primera legislatura. Si al final le echan del poder las urnas, vale, tendrá que aguantarse; pero no permitirá que el paso a la situación de retiro político se produzca antes y por medio de conspiraciones internas.

Y, si se me permite, lanzaría un aviso a los supuestos candidatos/as a la sucesión. Tengan ustedes cuidado porque, si el líder percibe en alguno/a cualquier mínima connivencia con esas conspiraciones, no dudará en finiquitarlos por la vía más rápida posible.

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

José Apezarena

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·