Miércoles 18/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Metafísica de la zancadilla

Para los que no le conozcan, Ferrán Monegal es el crítico de televisión de El Periódico de Cataluña. Todos los días, de lunes a viernes, interviene en el programa de Julia Otero para comentar noticias de relacionadas con la ‘caja tonta’.

No comparto todo lo que dice, pero realiza reflexiones interesantes. A veces, incluso menciona exclusivas adelantadas por esta web y en ocasiones nos cita. Hoy me quiero referir a una breve reflexión que deslizó este miércoles, que él mismo tituló “Metafísica de la zancadilla”.

Se refirió a las tremendas imágenes del momento en el que un grupo de refugiados sirios intentaba romper un cordón de seguridad en la ciudad de Röszke, en Hungría, cerca de la frontera con Serbia. En esta grabación aparece una reportera de televisión que pone la zancadilla a uno de los refugiados, que corre con un niño en brazos.

Se trata de Petra László, del canal húngaro N1TV y este miércoles se supo que había sido despedida de su trabajo.

Monegal animó a realizar una “metafísica” de este hecho, por todas aquella zancadillas que los periodistas lanzamos a los ciudadanos. Julia Otero le despachó con mucha prisa, algo incómoda por la referencia, pero yo me sumo al ejercicio y pongo algunos ejemplos:

-- Los periodistas lanzamos zancadillas cuando llevamos el micrófono al portero automático de una casa para captar el morboso testimonio de la madre de un asesino.

-- Los periodistas lanzamos zancadillas cuando convertimos a personajes de la vida diaria (políticos, famosos, artistas…) en carne de plató. Los estrujamos hasta sacarles toda la sangre y, después, los abandonamos en la cuneta.

-- Los periodistas lanzamos zancadillas cuando no protestamos en las ruedas de prensa donde no se permiten preguntas, dejando a los ciudadanos indefensos.

-- Los periodistas lanzamos zancadillas cuando dejamos que los partidos políticos impidan el libre acceso a los actos electorales en los que intervienen sus líderes. Entonces, las cámaras oficiales graban y editan esas intervenciones que, una vez ‘enlatadas’ a gusto del partido, quedan a disposición de los canales. Lo han hecho el PP y el PSOE.

-- Los periodistas lanzamos zancadillas cuando convertimos las tertulias de radio y televisión en improvisadas sedes judiciales donde se realizan procesos sumarísimos que acaban en sentencias condenatorias que difaman y manchan el buen nombre de personas que no han podido defenderse.

Yo he llegado hasta aquí. Se admiten más sugerencias.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

Javier Fumero

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·