Miércoles 26/07/2017. Actualizado 14:03h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Qué grande es Amancio Ortega (y qué mezquina la gente)

La fundación de Amancio Ortega, creador y máximo accionista del grupo Inditex (Zara), ha comunicado este miércoles que la institución dona 320 millones de euros para que hospitales públicos de toda España puedan comprar más de 290 equipos de última generación para el diagnóstico y tratamiento radioterápico del cáncer.

Empezó en Galicia y después incluyó Andalucía. Ahora el proyecto se desarrollará en toda España. Entre otras herramientas se van a adquirir máquinas para mamografías digitales con tomosíntesis y aceleradores lineales avanzados, que permiten realizar diagnósticos más precisos y proporcionar a los pacientes tratamientos más eficaces, menos agresivos y de menor duración.

Nos quedamos afónicos pidiendo a quienes ingresan más dinero del que necesitan para vivir dignamente que se preocupen del bien común, que piensen en los demás, que sean magnánimos y devuelvan a la sociedad parte de lo que ella les proporciona. Pero cuando llega alguien que lo hace, algunos no están a la altura.

Fíjense bien. Copio, a continuación, algunos comentarios que he encontrado en Internet tras difundirse la noticia:

-- Amancio Ortega vive de lavar su imagen de explotador/evasor fiscal con miserable caridad en comparación a lo evadido y robado en plusvalías.

-- La noticia promocional no informa cuantos millones desgrava esta “donación” galega.

-- Por donar el 0,0000001% de lo que tiene. Dono yo mucho más.

-- Pero qué hombre más caritativo!!! Eso es lo que este individuo espera que la gente diga? Mejor sería que pagase sus impuestos. Una investigación de europarlamentarios señala que entre 2011 y 2014 habría dejado de pagar 598 millones de euros de impuestos.

-- Estas son las pruebas: Triangulación de facturas, compras intragrupo con valoraciones de "mercado", traslado de la actividad a lugares como Irlanda, Holanda o Luxemburgo. Amancio Ortega no hace nada que no haga el resto de multinacionales, y aunque su gesto es de agradecer personalmente, su actuación como empresario multinacional, como la del resto de grandes grupos empresariales de nivel global, es muy criticable, porque con sus prácticas de ingeniería fiscal descapitalizan el estado del bienestar europeo y eso es imposible de compensar con la caridad, supone volver a la Europa de antes de la II Guerra Mundial o a la España de Franco, a los "enchufes" para ser tratado en hospitales, y a aquellos llamados "papeles de pobre" del franquismo para poder ser atendido por un médico caritativo. Señores, criticar a Amancio Ortega por una donación no está bien, pero ponerlo a parir por las prácticas fiscales de su empresa y de otras similares es justo y necesario, no confundamos velocidad y tocino.

-- Donar lo que ganas con el esfuerzo ajeno no es mérito, como mucho un lavado de fachada.

-- Amancio Ortega evade 600 millones, dona 320 y le regalan encima una campaña de promoción en los medios. Está claro, es un gran empresario.

-- Preferimos que Amancio Ortega pague impuestos como cualquier obrero y no que la Fundación Amancio Ortega dé limosna. Los DDHH no son caridad.

-- Estamos viendo al Amancio Ortega más solidario, cualquier día de estos le sube el sueldo a los niños que cosen zapatos en Bangladesh.

Creo que hay poco que comentar. O mucho, según se mire.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

Javier Fumero