Jueves 19/10/2017. Actualizado 17:43h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Tu perfil psicológico en boca de todos

Lo hizo Televisión Española y ha vuelto a pasar con un medio digital. Esta semana dos medios de comunicación (uno de ellos, como digo, de titularidad pública) han difundido el perfil psicológico del supuesto descuartizador de Pioz.

Han accedido al informe pericial realizado a finales de noviembre para una investigación judicial que está bajo secreto de sumario. Sin embargo, acaban de desvelarse, con todo lujo de detalles, los rasgos de la personalidad del presunto asesino.

Dejo a un lado el estupor que me produce que el portal web omita lo de ‘presunto’ y condene directamente al sujeto en cuestión. Voy un paso más allá: ¿les parece ético desvelar un documento de estas características, de carácter estrictamente privado, sobre una persona que está aún pendiente de juicio?

A mi no, en absoluto.

Debemos proteger al milímetro el estado de derecho. Nos conviene hacerlo. El estricto cumplimiento de las garantías legales de todos los ciudadanos, también de los presuntos delincuentes pendientes de juicio, nos protege a todos. Si uno fuerza la máquina y se apresura a dictar sentencias mediáticas corre el riesgo de que a él le suceda un día otro tanto. Y se habrá quedado sin derecho a exigir justicia.

Díganme ustedes qué pasaría si, por un casual, mañana se demostrara la inocencia del supuesto asesino de Pioz. ¿Qué sería entonces de este chico? Públicamente se ha desvelado –insisto: de forma injusta- un examen pericial psicológico que ha elaborado el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses de Albacete, Cuenca y Guadalajara. El resultado es el siguiente perfil de personalidad:

-- Obsesivo, egocéntrico, frío y manipulador. Problemas de conducta precoces. Afición al alcohol. Superficialidad. Falta de remordimientos. Seguro de sí mismo. Necesidad de estimulación / tendencia al aburrimiento. Dirección / Manipulación. Escasa profundidad de los afectos. Estilo de vida parásito. Falta de control conductual. Irresponsabilidad. Mentira patológica. Conducta sexual promiscua. Impulsividad. Incapacidad para aceptar la responsabilidad de las propias acciones. Pesadillas y fantasías. Psicópata.

Creo que tenemos que hacérnoslo mirar: corremos el riesgo de hacernos mucho daño.

Más en twitter: @javierfumero

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sobre el autor...

Javier Fumero

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·