Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Defensa

El Ejército de Tierra los llama ‘Ángeles de la guarda’

Estos son los 15 militares que se convirtieron en héroes de la calle

Uno salvó a un bebé, otro evitó una agresión machista, otro rescató a un anciano en una riada…

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Quince militares españoles protagonizan un reportaje sobre los ‘Ángeles de la guarda’ del Ejército de Tierra. Entre sus hazañas hay desde evitar malos tratos, impedir robos, rescatar a un anciano en un pantano o practicar la reanimación cardiopulmonar a un bebé.


Parada militar en el acuartelamiento Jaime II, en Palma de Mallorca. Militares durante una parada en el acuartelamiento Jaime II, en Palma de Mallorca.

El último número de la revista del Ejército de Tierra publica el reportaje ‘Ángeles de la guarda’, en el que se cuenta las historias de quince militares –acompañadas de sus fotografías- que en los últimos meses ayudaron a civiles en situación de peligro. Incluso salvaron a varias personas de la muerte.

Estas son algunos de los relatos recogidos por la publicación oficial de Tierra:

-- El Teniente coronel médico José M. del Solar, el Teniente coronel enfermero Antonio de la Hoz y el Cabo sanitario Miguel A. Zafra, los tres destinados en el Cuartel General de la Fuerza Terrestre, salvaron la vida a un adolescente al que la luna trasera de un vehículo había seccionado la yugular en un accidente de tráfico, justo en frente del Palacio de la Capitanía de Sevilla. Relatan que inlcuso han “entablado una relación –con la víctima- como si fuese de toda la vida”.

--El sargento Benjamín Aguayo, Regimiento Acorazado “Córdoba” nº 10, vio como un individuo golpeaba y arrastraba por el suelo a una mujer en plena calle, e incluso estaba dispuesto a agredir con una navaja a un hombre mayor que salió en defensa de la chica. El militar intervino y frenó la agresión.

--El Cabo Stalin Gallegos, del Regimiento de Artillería de Campaña nº 11, se lanzó a las aguas del río Arlanzón (Burgos) para salvar a un anciano de morir ahogado.

--El Cabo mayor José G. Rosa, del Tercio “Gran Capitán” de la Legión, presenció un atraco a mano armada por parte de una mujer a otras dos, a las que encontró tiradas en el suelo. Intervino y detuvo a la mujer.

--El Soldado Francisco Cerezo, del Regimiento Acorazado “Córdoba” nº 10, salvó la vida a una niña que vivía en el piso encima de su vivienda. Al detectar que se estaba produciendo un incendio, trepó por una tubería de la fachada, entró por la ventana y consiguió salvarla de las llamas. “Cualquier militar hubiera hecho lo mismo” asegura en el reportaje.

-- El Cabo 1º José G. Juan, destinado en el Mando de Operaciones Especiales, detectó que se estaba produciendo un robo en un camión y alertó a la policía. Cuando trató de impedirlo, el individuo huyó y fue perseguido por el cabo.

-- El Cabo 1º David Martín, del Regimiento de Artillería Antiaérea nº 73, intervino ante una grave emergencia sanitaria salvándole la vida a un bebé. Al comprobar que no respiraba le practicó la reanimación cardiopulmonar. Posteriormente, los médicos aseguraron que sin su actuación posiblemente el bebé hubiese muerto, ya que se le habían pegado las paredes de la tráquea.

--El Soldado Jesús M. Arteaga, del Regimiento de Infantería “Canarias” nº 50, reanimó a un jugador que había quedado inconsciente tras recibir una patada en la cabeza durante un partido de fútbol.

-- El Soldado Francisco J. Cabanillas, del Regimiento de Infantería “Saboya” nº 6, practicó en plena calle la reanimación cardiopulmonar a una mujer que había entrado en parada cardiorespiratoria, ayudado de una agente de la Policía Nacional. 

-- El Soldado Luis R. de la Fuente, del Cuartel General de la Fuerza Logística Operativa, logró desbloquear la mandíbula de un jugador de fútbol que, tras recibir un golpe en la cabeza en un partido, cayó al suelo inconsciente.

--El Cabo 1º Cayetano Navarro, de la Agrupación de Apoyo Logístico nº 41, descubrió a una anciana que iba a ser arrastrada por la corriente del Ebro durante la época de crecida.

-- El Cabo 1º Jacobo Campal, de la Agrupación de Sanidad nº 1, fue testigo de un accidente de tráfico y auxilió al ocupante de uno de los vehículos. La pierna de la víctima había quedado atrapada por el salpicadero, y su intervención fue clave para que no perdiera el miembro. El cabo tiene experiencia en operaciones en el extranjero.



·Publicidad·
·Publicidad·