Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El Gobierno Zapatero trabaja con Narcís Serra y Caixa Cataluña en un crédito sindicado de apoyo a la OPA de Gas Natural

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Gobierno trabaja en la búsqueda de apoyos para Gas Natural que permita una mejora de su OPA sobre Endesa. Según ha sabido ECD, la opción que se baraja en estos momentos es la concesión de un crédito sindicato por parte de una Caja de Ahorros: Caixa Catalunya es la principal candidata.

Gas Natural ha emitido ya varios comunicados asegurando que hasta que la OPA de E.On no esté definida no subirán su oferta. Mientras tanto , el Gobierno trabaja en la búsqueda de alguna solución que ayude a la gasista, actualmente sin capital suficiente para subir el precio ofrecido por Endesa. Hay que tener en cuenta, que para igualar la oferta de E.On, Gas Natural necesitaría entre 8 y 10 mil millones de euros. La idea que se baraja desde Moncloa es lograr que una entidad financiera conceda un crédito sindicado a GN, ya que desde el Ejecutivo son conscientes de que ninguna empresa va a querer entrar en el capital de la gasista. El capital que la compañía que preside Salvador Gabarró necesita para cerrar esta operación para que, al final, el control de la empresa siga en manos de La Caixa. Por esto, la opción del crédito sindicado aparece como una de las más viables en estos momentos y en esa dirección trabaja el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero con el presidente de Caixa Catalunya, Narcís Serra. El escollo que tiene que resolver la Caja catalana es que Gas Natural no está en condiciones de endeudarse, puesto que la gasista tiene previsto pagar una parte de Endesa en acciones. Una actuación que a la larga también tiene inconvenientes, ya que pagar con acciones de una empresa cada vez más endeudada puede provocar la caída del precio de esas acciones. La baza que tiene el Ejecutivo es su buena relación con Serra, ex vicepresidente del anterior Gobierno socialista. Hay que recordar que Narcís Serra llegó a la presidencia de Caixa Catalunya el pasado año después de que el ministro de Industria, José Montilla, entonces presidente de la Diputación de Barcelona, invitase a Antoni Serra Ramoneda a dejar la presidencia de la caja. Una maniobra que reabrió el viejo debate sobre la supuesta politización de las Cajas de Ahorros. Serra se comprometió a ejercer su cargo desde una actitud “apolítica”. Los últimos acontecimientos parecen haberle llevado a dialogar con representantes del Gobierno.