Lunes 24/04/2017. Actualizado 14:09h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Banco Santander y BNP ya han recibido la visita de los agentes

Nervios entre directivos del BBVA ante una posible operación de la Guardia Civil en la sede central

La Unidad Central Operativa (UCO) investiga blanqueo de capitales en el HSBC y Jordi Pujol Ferrusola acusó a la entidad española de colocar su dinero en paraísos fiscales

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Agentes de la Guardia Civil se personaron este martes en la sede del Banco Nacional de París (BNP) en Madrid para requerir documentos relacionados con la denominada “lista Falciani” y con un posible blanqueo de capitales en el HSBC. En otros grandes bancos, como BBVA, se teme ahora que estas operaciones no hayan hecho más que empezar.

Vista aérea de la ciudad del BBVA. Vista aérea de la ciudad del BBVA.

Según explicaron fuentes cercanas a la investigación, la intervención de la Unidad Central Operativa (UCO) en el BNP persiguió recabar información, como la semana pasada en la Ciudad Financiera del Banco Santander en Boadilla, donde los agentes permanecieron más de siete horas para recoger documentación en soporte digital.

Como en aquella ocasión, se trató de un requerimiento de la Fiscalía Anticorrupción en el marco de una investigación dirigida por el juez de instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, José de la Mata, sobre un posible blanqueo de capitales en el banco HSBC.

Se refiere a determinadas cuentas corrientes de las que el juez De la Mata está requiriendo información en sus pesquisas sobre la “lista Falciani”, que se encuentran bajo secreto de sumario.

Nerviosismo en la sede de Las Tablas

Pues bien. Según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes de la cúpula de BBVA, la inquietud se ha instalado en los últimos días en la planta noble de la sede de la entidad en Las Tablas.

Algunos directivos admiten en privado la posibilidad de una operación de los agentes de la UCO de la Guardia Civil, similar a la llevada a cabo en la sede central del Santander y del BNP Paribas, por la investigación sobre el blanqueo del HSBC.

Y el nerviosismo ha sido palpable incluso por algunos empleados y cuadros intermedios, que han sido testigos de carreras, trasiego de documentación y un mayor número de comprobaciones y consultas jurídicas sobre este asunto.

La acusación del hijo de Jordi Pujol

Entre altos directivos de la entidad que preside Francisco González no se pasa por alto que, hace poco más de un año, el hijo del ex presidente de la Generalitat, Jordi Pujol Ferrusola, apuntó directamente hacia el banco como responsable de que parte de su fortuna familiar estuviera depositada en paraísos fiscales.

Declaró en una comparecencia ante el Parlamento catalán, el 23 de febrero de 2015, que “nunca” había operado desde paraísos fiscales y que si hubiera que investigar en este sentido habría que apuntar hacia BBVA, entidad en la que siempre han depositado sus ahorros familiares.

Colaboración con los “papeles de Panamá”

Además, las principales entidades financieras españolas, es decir BBVA, Santander y Sabadell, aparecieron como colaboradores de algunos de sus clientes para facilitar la evasión de impuestos a través de los paraísos fiscales, según se desprendía de los “papeles de Panamá”, revelados hace unos meses por El Confidencial y La Sexta

Según el método de trabajo del bufete de abogado Mossack Fonseca, que se situaba en el epicentro del escándalo, los grandes bancos del mundo eran necesarios para mover enormes cantidades de dinero en los últimos años con el objetivo de evadir impuestos.

En aquel momento, BBVA aclaró que todas estas sociedades se cancelaron hace tiempo y las últimas se cerraron en 2009. Es decir, reconoció que las había gestionado, pero no dio más detalles.

659 españoles que ocultan 6.000 millones

Los datos bancarios de miles de contribuyentes con cuentas sospechosas de evasión fiscal fueron detectados, gracias a Falciani, por la Justicia francesa y enviados a los países con los que tiene acuerdos de colaboración fiscal, entre ellos España.

Se calcula que en la lista hay 3.000 cuentas del banco HSBC pertenecientes a 659 contribuyentes españoles que, según Hacienda, ocultaban más de 6.000 millones de euros en el banco suizo.