Lunes 21/08/2017. Actualizado 10:21h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Plante en el PP contra Aznar. Cospedal y Soraya, además de Rato, se oponen a la enmienda que permitiría a Florentino Pérez mandar en Iberdrola y a Del Rivero hacerlo en Repsol

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Cierre de filas en la cúpula del Partido Popular frente a José María Aznar y sus maniobras para propiciar que se apruebe la enmienda “anti blindaje”, es decir, el cambio legislativo que abriría a Florentino Pérez las puertas al asalto a Iberdrola, y a Luis del Rivero a intentar lo mismo en Repsol.

Como ya se ha publicado, el ex presidente del Gobierno, y presidente de honor del PP, está trabajando para Florentino Pérez y su objetivo de eliminar la limitación al 10 por ciento en los derechos políticos en los consejos de administración de grandes compañías. Según fuentes políticas a las que ha tenido acceso El Confidencial Digital, en la dirección nacional se ha producido una reacción absolutamente contraria, que ha tenido a María Dolores de Cospedal y a Soraya Sáenz de Santamaría como principales protagonistas.

Las fuentes consultadas comentan que las números dos y tres, respectivamente, del PP “han puesto pie en pared” para oponerse a la maniobra del presidente de ACS y por tanto a las presiones de José María Aznar.

No solamente ellas han dejado oír su voz en contra. La semana pasada se celebró un almuerzo para despedir a Miguel Blesa, organizado por Caja Madrid, en el que el hasta ahora presidente de la entidad madrileña recibió como regalo y recuerdo un reloj. A esa cita asistió el actual primer ejecutivo, Rodrigo Rato, quien se quejó amargamente de que quieran quitar el blindaje, una norma que él aprobó cuando era responsable de Economía. De acuerdo con las fuentes, Rato sabía que José María Aznar está detrás de algunas de las presiones al PP.

Sobre la vinculación de Aznar con Florentino Pérez, la colaboración se remonta por lo menos a la junta general de Iberdrola celebrada el año pasado, para la cual el ex presidente del Gobierno preparó papeles destinados al presidente de ACS. Esos documentos fueron publicados poco después por El Correo, y Aznar no replicó.

El PP, decisivo

Como parte de su actividad de presión, Aznar habló con el portavoz de economía del PP, Cristóbal Montoro, al que al parecer convenció de que el partido facilitara la aprobación de la enmienda en el Congreso.

La posición del primer partido de la oposición es decisiva, según fuentes parlamentarias consultadas por ECD. Se cree que Florentino Pérez juega, no tanto al voto a favor, como a que los populares se abstengan, que sería tanto como decir que sí porque en ese caso al PSOE no le haría falta ningún voto para aprobarla.

Por el contrario, si el PP se opone, se abrirá un debate que obligará al Gobierno a buscar apoyos en otros grupos parlamentarios, un esfuerzo que podría optar por no hacer, a la vista de las dificultades graves que sufre habitualmente para lograr mayorías suficientes.

Según esas fuentes parlamentarias, una posible salida sería aprobar la eliminación de la cláusula de blindaje condicionada a la presentación de una OPA. En ese sentido, existe ya el precedente de Enel y Endesa: la empresa italiana planteó la OPA con la condición de eliminar los blindajes, que es lo que se hizo. Pero no es eso lo que busca Florentino Pérez en el caso de Iberdrola, entre otras cosas porque no estaría en condiciones de intentarlo.

La enmienda corre peligro

La modificación de las limitaciones de los accionistas de las grandes empresas se introdujo a última hora en la Ley de Sociedades Anónimas, que se está tramitando en el Congreso, a través de una enmienda presentada por el portavoz socialista, José Antonio Alonso, de una forma tan precipitada que provocó que se entregara sin el informe de la Abogacía del Estado.

Fuentes políticas cercanas al Ejecutivo cuentan también que esa iniciativa, que se tramitó en el propio entorno de La Moncloa y al parecer gracias a las buenas relaciones de Florentino Pérez con personas de la Presidencia, provocó sin embargo una reacción de profundo enfado en la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega.

La enmienda, si se aprobara, abriría también las puertas a Luis del Rivero, presidente de Sacyr y persona con buena relación en La Moncloa, para intentar fortalecer su posición en Repsol.

El cambio legislativo ya no llegará a tiempo para la Junta General de Iberdrola, que se celebrará el 26 de marzo, en Bilbao, con lo que Florentino Pérez no podrá consumar entonces su objetivo de hacerse con el control de la energética.

La enmienda a la Ley de Sociedades Anónimas está en riesgo de no salir. Si no hubiera existido ninguna reacción, habría ido adelante, pero se ha producido ya un jaleo mediático y, según las fuentes políticas consultadas por El Confidencial Digital, en esta situación el propio presidente del Gobierno puede optar por frenar la iniciativa.

Zapatero no quiere un problema de ese tipo en plena presidencia europea, por lo que al menos tratará de aplazar la medida. Mucho más cuando se trata de una reforma que va contra la corriente dominante ahora en Europa, que apuesta por el llamado ‘blindaje’ que, aunque tiene mala imagen, sin embargo al final se convierte en la única defensa de los accionistas minoritarios frente al minoritario mayoritario.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·