Jueves 21/09/2017. Actualizado 13:01h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

Además del incremento de cuota de mercado en Galicia

El Santander conquista por fin Cataluña con la compra del Banco Popular

Intentó adquirir Bankia y lanzó una cuenta mejor remunerada para los clientes catalanes. Con la red que incorpora se equipara al Sabadell y se acerca a CaixaBank

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Santander ha reconocido su interés en la fuerte posición del Banco Popular en su área de créditos a pequeñas y medianas empresas, aunque arrastra un lastre de 37.000 millones de activos tóxicos. Pero la estrategia de fondo en la que trabaja el equipo de Ana Botín es dar un paso de gigante en la expansión de la entidad en Cataluña.

Oficina del Banco Santander. Oficina del Banco Santander.

La operación de salvamento del Popular se ha precipitado a medida que la crisis bursátil de la entidad se ha extendido a la liquidez del banco, comprometiendo así su viabilidad y arrastrándole a velocidad acelerada a una situación de "insolvencia o a punto de ella", según se vio obligado a reconocer este miércoles el propio BCE.

La adquisición ayudará al Santander a posicionarse con fuerza en Cataluña y Galicia. El Popular tiene una fuerte penetración en el norte de la Península por la compra en su día del Banco Pastor.

En ambas comunidades se había quedado por detrás al no adjudicarse ninguna de las últimas subastas de entidades nacionalizadas: Unnim, Catalunya Banc y NCG Banco. Con esta operación, Santander se posicionará muy cerca de Abanca en Galicia.

Sin embargo, según explican a El Confidencial Digital fuentes conocedoras de los planes de la entidad, el escenario prioritario que ha trazado la cúpula del Banco Santander es dar la batalla comercial en Cataluña para ganar clientes en esta región. El objetivo es desbancar al Sabadell y recortar distancias con CaixaBank y BBVA.

Intentos fallidos de crecer en Cataluña

Hasta ahora, el Santander había fracasado en los últimos intentos para crecer en Cataluña.

Después de mantenerse al margen de todo el proceso de consolidación bancaria en España, Emilio Botín venía diseñando, meses antes de su repentino fallecimiento, la compra de Bankia.

Después, su hija sopesó también la adquisición, que hubiera además entonces el gran movimiento que le consolidara en la presidencia de la entidad. El banco que gestiona José Ignacio Goirigolzarri le ayudaba a posicionarse en esta comunidad porque pasaba a controlar casi 150 sucursales más allí. Pero la operación no llegó a prosperar.

A finales de 2015, el Santander volvió a la carga para ganar cuota en Cataluña. Captó 50.000 clientes y 3.000 millones en recursos con la cuenta remunerada al 1,76% que lanzó exclusivamente para esta comunidad.

Pero este producto fue aparcado a los pocos meses, en favor de la cuenta estrella "1,2,3". Uno de los motivos para dejarla morir fueron también las críticas entre los clientes del resto de España por el "trato de favor" a los depósitos de los catalanes.

Mayor acción comercial apoyada en las sucursales

Ahora, según las fuentes a las que ha tenido acceso ECD, el banco que preside Ana Botín pretende utilizar la compra del Popular, que le permitirá alcanzar el 15,4% de cuota de mercado en Cataluña, para volcarse la acción comercial en esta comunidad para conseguir la anhelado crecimiento.

Se destaca que, a partir de este momento, la entidad podrá disponer de una mayor red de sucursales, con la que ahora no contaba, para hacer llegar los productos financieros a los potenciales clientes.

Desventaja frente a BBVA y CaixaBank en Cataluña

Las fuentes financieras consultadas destacan que, en algunos ámbitos del banco, se ha venido criticando duramente en los últimos años la estrategia de crecimiento del Santander en Cataluña.

Una asignatura pendiente que le llegó costar, dos meses después de aterrizar Ana Botín en Boadilla, el puesto de consejero delegado a Javier Marín.

El Santander acababa de perder entonces la puja de Catalunya Caixa frente al BBVA. El dominio de CaixaBank (40%) y el avance de la entidad que preside Francisco González (29%) en las cuotas de mercado en Cataluña dejaron al Santander en una situación de desventaja en una de las economías más ricas de España, donde apenas llega al 10%.

Presencia en las tres economías más ricas

Por ello, uno de los puntos fuertes que el Banco Santander ha considerado ahora para la compra del Popular es su potencial en las tres economías más ricas de España: Madrid, Cataluña y Comunidad Valenciana.

Las regiones con mayor nivel de riqueza son las que contienen a las dos grandes ciudades: Madrid y Barcelona. De hecho, Cataluña presenta un PIB equivalente al de un país muy avanzado, como sería el caso de Suiza.

También cabe destacar las siguientes regiones en el ranking: Andalucía, País Vasco y Galicia, cuyo PIB ofrece también las proporciones de ciertos países de referencia

Gesto con el FROB por no participar en las fusiones

Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD destacan también que otra de las razones que han llevado a la alta dirección del Santander a asumir esta operación son las presiones que el Gobierno ha ejercido en los últimos años, después de que la entidad se hubiera quedado al margen de todos los procesos de concentración bancaria.

Este movimiento de urgencia ahora con el Popular, aseguran, busca también en último término hacer un gesto con el Ejecutivo y el FROB.

El Banco Santander no había participado en la profunda reestructuración que ha sufrido el sector financiero español. Se había limitado en todos estos años a fusionar internamente sus marcas en la geografía española, al absorber Banesto y Banif.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·