Martes 17/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Dinero

El pleito duraba desde 2009

La tesorera del Barcelona evita ‘in extremis’ la intervención judicial de su constructora

Ha ingresado en el juzgado los 700.000 euros que todavía debía a la familia García Pozuelo por la compra de Constructora Hispánica hace cinco años

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Susana Monje, dueña del Grupo Essentium, un conglomerado empresarial con negocios en varios países, ingresó ayer en un juzgado de Móstoles la deuda que le reclamaba la familia García Pozuelo por la compra en octubre de 2009 de Constructora Hispánica, empresa que se vio salpicada por el escándalo de la Gürtel.

La tesorera del FC Barcelona. La tesorera del FC Barcelona.

De esta forma, la tesorera del Barcelona ha evitado que se haga efectiva la intervención judicial de una de las empresas filiales del Grupo Essentium, en concreto Essentium SL, decretada por un juzgado de Móstoles antes del verano.

Fuentes cercanas a Monje, que aunque es tesorera del club catalán tiene la sede de su compañía en Villaviciosa de Odón (Madrid), han asegurado a ECD que Essentium “nunca iba a permitir la llegada de ningún administrador judicial porque la empresa es solvente y así se lo había garantizado a la juez en su recurso”.

En efecto, Essentium recurrió la decisión de la juez de nombrar un administrador judicial para esta filial del grupo, lo que paralizó el decreto. Además, paralelamente la compañía inició los contactos con la familia García Pozuelo para saldar la deuda y evitar la llegada del interventor. Los últimos 700.000 euros de esa deuda se abonaron ayer.

Esta deuda se arrastra desde octubre de 2009, fecha en la que Monje adquirió Constructora Hispánica a la familia García Pozuelo. La compra no se había terminado de pagar y la deuda que arrastraba era de “siete millones de euros”, según las fuentes consultadas. Los García Pozuelo demandaron a Essentium por ese impago y, al no abonarlo a tiempo, la juez decidió nombrar ese administrador judicial. El pago realizado ayer cierra el proceso.

Gürtel

La familia Monje adquirió a la familia García Pozuelo Constructora Hispánica en octubre de 2009. Esta constructora se vio salpicada por el escándalo de la Gúrtel, al aparecer su nombre entre los donantes al ex tesorero del PP, Luis Bárcenas.

Alfonso García Pozuelo decidió entonces abonar a Hacienda las deudas que le reclamaba, cercanas a los 20 millones de euros. Para ello, tuvo que vender su constructora y con el dinero saldar esos pagos. Susana Monje compró la constructora y cambió el nombre por el de Assignia Infraestructuras, englobada dentro del Grupo Essentium.

Querella por estafa

Las peleas judiciales entre ambas familias no han acabado porque Monje, tras la compra de la constructora, realizó una auditoría de la misma y descubrió “graves distorsiones en relación con las cuentas aportadas, en el momento de la operación, por el propietario”.

Por esta razón, Monje presentó una querella por estafa contra Alfonso García Pozuelo, dueño de la constructora. Este proceso sigue abierto y está pendiente de resolverse.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·