Jueves 24/08/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

12 consejos para proteger tu casa de robos y ladrones

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

12 consejos para proteger tu casa de robos y ladrones 12 consejos para proteger tu casa de robos y ladrones

Estamos en pleno verano y las vacaciones hacen que salgamos de nuestras casas para disfrutar unos días lejos de la rutina. Salimos de nuestro hogar y esto no tiene por qué ser un problema, pero siempre existe una contrariedad real: los robos. Los ladrones pueden aprovechar la ocasión de que estamos fuera para colarse y llevarse todo lo que puedan. Además de contar con un seguro de robo de hogar, es interesante poner en práctica estos 14 consejos para proteger la casa.

¿Cómo podemos estar seguros de que nadie va a entrar en nuestra casa mientras estamos fuera? El primer consejo y que todo el mundo conoce es que nunca se debe dejar la puerta sin cerrar. Aunque no se crea, es un error muy común y que facilita mucho las cosas a los ladrones, los cuales pueden forzar la cerradura y acceder a la casa con cualquier instrumento; antaño incluso se utilizaban radiografías para abrir el paso entre el pestillo que queda sin seguridad al dejar caer la puerta sin cerrar con llave.

Otro de los errores más habituales y que hay que evitar a toda costa es dejar una llave escondida cerca de la puerta. Este "remedio" o recuerdo para olvidadizos, esas personas que siempre se dejan las llaves en casa, es fatal ya que es lo que primero buscan los ladrones antes de entrar en una casa. Lo más común es esconder la llave debajo de la alfombrilla de la entrada, pero si queremos tener la seguridad de que nadie va a entrar en la casa, pongámosles las cosas más difíciles a los ladrones y llevemos las llaves siempre encima.

El tercer consejo, y con el objetivo de maximizar la seguridad de nuestra casa, es que debemos contratar un buen sistema de alarma. En la mayoría de los casos, la propia pegatina de una de estas compañías en la puerta de la casa es suficiente como método disuasorio para los ladrones, pero el mejor sistema de seguridad debe contar con alarma y, si es posible, una cámara. De esta manera se conoce bien la identidad del intruso y lo que se lleva. Ante esto, queda claro que la clave de acceso a la seguridad no se debe facilitar en ningún caso a nadie ajeno al hogar.

Sin duda uno de los mejores consejos a la hora de abandonar la casa, más si cabe en vacaciones, es aparentar que está habitada. No dejar las persianas bajadas del todo, contar con la última tecnología en apagado y encendido de la iluminación e incluso pedir a alguien cercano que se pase unos minutos para recoger el correo del buzón y ventilar el piso. Algo parecido a dar la apariencia de habitabilidad es tomar rutas distintas de vuelta a casa cuando se vuelve del trabajo. De este modo evitamos que el ladrón nos vigile, se conozca nuestros horarios y el camino que siempre realizamos de vuelta.

Sexto consejo: cuidado con las redes sociales. Los perfiles públicos de internet pueden ser más perjudiciales de lo que parecen en un primer momento, y todo porque al comentar los planes de vacaciones se le dice al ladrón cuándo lo tendrá más fácil para robar. Y como no hay mayor red social que la realidad, también es recomendable que no comentemos con mucha gente los planes; tómalo como un séptimo consejo.

Un mal hábito es también ser demasiado amable. A veces entramos por nuestro portal y al mismo tiempo aparece una persona que quiere entrar. Si no la conocemos, lo más sensato es disculparse y decirle que no se le puede dejar entrar. Más vale que un vecino nos tome por antipáticos, a que se cuele alguien indeseado en el edificio.

El noveno consejo va más destinado a escoger un buen lugar donde guardar los bienes de más valor en nuestra casa. Una caja fuerte que no quede a la vista, un cajón de una estantería a buen recaudo o incluso un paquete guardado detrás de la ropa en el armario pueden servir de mucha utilidad para esconder aquello que más vale que no nos roben. Pero si no nos gusta dejar cosas de valor en la casa, el décimo consejo también va por ahí: vivimos en una época en la que la tecnología es una gran fuente de seguridad. Guardar copias de impresos importantes en el ordenador y contar con banca online puede salvar de un apuro.

Los dos últimos consejos, y quizá por ello más importantes, van encaminados a qué hacer en caso de enfrentar una situación de posible robo. Si encontramos la puerta de nuestra casa abierta o alguna ventana rota, lo mejor es no entrar y llamar de inmediato a la policía para que registren todo. Esto es fundamental ya que no sabemos de antemano si el ladrón o ladrones son peligrosos. Y también hay que colaborar con el vecindario, avisando de actividad extraña cerca de los apartamentos a los demás vecinos.

También te puede interesar...

Negocio

Gran parte de los centros deportivos no genera caja en la actualidad Leer

Destinos

¿Vuelas en tus vacaciones de verano? ¡Cuidado con tu maleta si te la pierden! Los 10 puntos a seguir para salir airoso Leer

Gadgets

El tóner compatible, la alternativa perfecta para ahorrar en consumibles Leer

Motor

Prueba: Nissan Micra 1.5 dCi Leer

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·