Viernes 09/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

“El Economista” de Alfonso de Salas sufre retrasos por el diseño, aunque esperan salir a la calle en la fecha prevista

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los responsables de nuevo diario económico están encontrando problemas con el diseño de la cabecera. Algunos de los prototipos ya han sido aprobados, pero otros —como el de la portada- no acaban de convencer a los directivos.

Los responsables de nuevo diario económico están encontrando problemas con el diseño de la cabecera. Algunos de los prototipos ya han sido aprobados, pero otros —como el de la portada- no acaban de convencer a los directivos. Alfonso de Salas ha contratado al ex director de arte del “Washington Post”, Miguel Buckenmeyer, para elaborar el diseño del nuevo periódico. Buckenmeyer está perfilando este encargo a través de la empresa “Innovation International Media Consulting Group”. El Confidencial Digital ha podido saber que los plazos internos no se están cumpliendo según las previsiones iniciales debido a estos retrasos en el diseño. Los prototipos ya aprobados corresponden a las cabeceras de las secciones de Empresa y Macroeconomía. De momento, las propuestas de las páginas interiores de las mismas no convencen a los responsables. Otros diseños como los de las secciones de Bolsa y Gente todavía no están desarrollados. De igual forma ocurre con la portada. Los diseños presentados no son acordes con el “impacto” que buscan los creadores de “El Economista”. En otro orden de cosas, la página web -también en proceso de desarrollo- plantea dificultades técnicas con la integración de ciertos contenidos. El diseño de la misma está casi elaborado, pero quienes trabajan en este área han advertido a los impulsores del rotativo que la actualización, por ejemplo, de los índices bursátiles, resulta muy complicada. A pesar de las dificultades y según fuentes del proyecto, los plazos se mantienen y el diario verá la luz en la primera quincena de febrero de 2006.