Miércoles 07/12/2016. Actualizado 12:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Medios

El presidente de TVE vetó personalmente la entrevista de José María García: “quiero otra TV pública, de más nivel, sin insultos, ni descalificaciones”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

TVE no emitió la noche del miércoles pasado la entrevista íntegra que Jesús Quintero había realizado en su programa al periodista deportivo José María García. Tan sólo pudo verse el extracto en el que García arremetía verbalmente contra el actual presidente del Ente. Se trató de una decisión personal de Luis Fernández, argumentada.

Luis Fernández en persona decidió no emitir la polémica entrevista. Según ha podido saber El Confidencial Digital, la explicación que ha dado a su entorno más cercano es que quiere hacer de TVE una televisión pública diferente. “Hay que subir el nivel y mejorar la calidad de Televisión Española”, ha reconocido en privado Fernández.

A partir de ahí, explica, no va a permitir que TVE dé voz a personas que descalifiquen e insulten, ha dicho refiriéndose a los improperios que José María García habría proferido en su intervención contra los Obispos y la Conferencia Episcopal, José María Aznar o Jesús Polanco.

El propio presidente de RTVE ha asegurado, tras visionar la cinta, que no hubiera pasado absolutamente nada si, como por ejemplo hizo en su día Federico Jiménez Losantos en el mismo programa, García hubiera vertido simplemente opiniones y no insultos o acusaciones graves.

Además, ECD ha tenido conocimiento de que alguno de sus asesores más cercanos no se han mostrado de acuerdo con el comportamiento de Fernández. Ellos eran partidarios de emitir la entrevista íntegra. José María García, explican, es conocido por sus salidas de tono cuando habla. Y como muestra, le recordaron la entrevista de Julia Otero en su programa de TV3, “La Columna”, en la que el periodista deportivo criticó duramente a Aznar, Zapatero o la Princesa de Asturias. De esta última aseguró que ha ejercido más como publicista del PP que como periodista.

Luis Fernández sigue pensando igual. Quiere demostrar que TVE no es un sitio donde vale todo, ni quiere dar cabida a la programación basura –como se irá viendo, dice- ni que se convierta en un lugar para vociferadores.