Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

Pase privado de la película “El Lobo”: queda mal ETA pero también la policía

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

“Una película durísima”. Es el resumen que hace a El Chivato una de las contadísimas personas que han podido ver la película “El Lobo” en pase privado, antes de que se estrene a principios de noviembre. “Levantará ampollas, va a sentar mal en los dos bandos”, ha añadido.

“Una película durísima”. Es el resumen que hace a El Chivato una de las contadísimas personas que han podido ver la película “El Lobo” en pase privado, antes de que se estrene a principios de noviembre. “Levantará ampollas, va a sentar mal en los dos bandos”, ha añadido.

 

La película producida por El Mundo TV cuenta la historia de Mikel Lejarza, infiltrado en  la organización ETA, de la que logró salir y que ahora vive con identidad falsa y el rostro alterado porque se ha convertido en un principal objetivo de la banda terroristas, que quiere vengarse.

 

La cinta muestra la Asamblea de ETA en la que se inició la escisión de los poli-milis, el asesinato de Pertur (una escena muy cruda), y al etarra Nelson que, preguntado qué hacer con quienes son vascos, se sienten vascos y no quieren renunciar a ser españoles, responde: “Esos no tienen cabida y hay que acabar con ellos”. Se escenifican tiroteos entre terroristas y policías, con etarras viejos y gordos...

 

Las fuerzas de seguridad tampoco salen bien paradas, aunque hay que precisar que la historia se desarrolla en los años setenta, en el final del franquismo. Uno de ellos comenta: no interesa acabar con ETA, porque, si llega la izquierda, qué vamos a hacer, nos quedamos sin enemigos.

 

Se describen los pulsos entre la inteligencia militar de la época y los servicios de información policiales. Un miembro de la primera pronuncia una frase con reminiscencias posteriores: “Que los entierren en cal viva”.

 

Lo dicho, una película dura, que cuenta una durísima historia real, y que a algunos enfadará.

·Publicidad·
·Publicidad·