Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

Trinidad Jiménez “no tenía ningunas ganas” de ser candidata al Ayuntamiento

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Su nombramiento para una secretaría de Estado para Iberoamérica, cuya creación fue anunciada ayer personalmente por Rodríguez Zapatero, culmina un largo proceso en el cual Trinidad Jiménez ha ido jugando sus cartas al lado del presidente, porque en sus planes de futuro no entraba el Ayuntamiento de Madrid.   Personas cercanas al PSOE comentaron a El Chivato que Trini “no tenía ninguna gana de ser candidata en Madrid”, y que en realidad le espantaba tener que ocuparse de asuntos como la circulación, los transportes o el urbanismo ciudadano.   Con todo, este nombramiento deja en realidad algo desilusionada a la nueva secretario de Estado, que aspiraba a convertirse en ministra de Asuntos Exteriores, hasta el punto de que su nombre ha circulado repetidas veces para sustituir a Miguel Ángel Moratinos, en las horas peores del ministro. Y quizá se ha adelantado para evitar decir que no iba a presentarse en las municipales. Los plazos urgían.   Las mismas fuentes cercanas al PSOE insisten en que Trinidad Jiménez se ha “trabajado” a Rodríguez Zapatero, hasta conseguir ese nuevo cargo, que le quita de la carrera por el Ayuntamiento de Madrid. El problema ahora es encontrar el candidato adecuado, teniendo en cuenta que algunos nombres que empiezan a manejarse, como los de Felipe González, Javier Solana o José Bono, resultan bastante improbables.   Zapatero dijo que presentaría en la capital un nombre de altura, pero no dio pistas. Hasta el punto de que ha llegado a hablarse incluso de la vicepresidenta, Fernández de la Vega, aparte de la opción –con menos fuste- de Jordi Sevilla.

·Publicidad·
·Publicidad·