Martes 17/10/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

El Chivato

Las confidencias de Arturo Fernández: No se va de CEOE ni de CEIM, cree que por fin a él “le han dejado en paz”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Arturo Fernández, presidente de CEIM y vicepresidente de CEOE, empieza a respirar, tras la imputación como consejero de Bankia y el feo asunto del dinero negro para pagar a algunos empleados.

Le cuentan a El Chivato que, en lo personal, lo que más le duele es ver en la cárcel a su concuñado, Díaz Ferrán, ex presidente de CEOE. “Pobre hombre, bastante tiene con lo suyo”, se le ha escuchado comentar.

Lo dice sinceramente, a pesar de no compartir su actuación como empresario y tampoco el que Díaz Ferrán no le haya pagado sus deudas. Arturo Fernández figura como acreedor en el concurso de acreedores de Marsans y sabe que va a ser difícil cobrar.

El empresario madrileño se muestra ahora con bastante buen humor, aunque confiesa que ha sufrido seis meses de zurre mediático inmisericorde. “Me han dejado en paz, por fin”, dice a los amigos. Cree que tiene ya todos los problemas en orden.

Sobre el futuro, ha decidido que se queda en la CEOE y no piensa dejar la CEIM, pese a que sabe que hay gente moviéndole la silla.

Piensa a zanjar el asunto de los pagos en negro, un caso que movió CCOO a pesar de que Fernández presume, y es verdad, de tener buen rollo con los sindicatos. El asunto lo va a cerrar mediante un acuerdo con la Inspección de Trabajo. No habrá imputación ni juicio.

Lo único que le puede poner otra vez en la picota es la imputación como consejero de Bankia. “Estaría gracioso que me encausaran por dar por buenos los informes del auditor Deloitte y aprobar lo que pedía el Banco de España y el Gobierno. Habría que empapelar a media España”, bromea.

La reforma de los estatutos de la CEOE, para forzar la dimisión fulminante de cualquier cargo imputado en los tribunales, no le va a afectar, porque está convencido de que el caso Bankia se va esfumar por falta de pruebas. Afirma que todo se hizo con avales y con arreglo a la ley.

En lo empresarial, la jugada le ha salido redonda de asociarse con Mediterránea de Catering, una empresa líder del catering en España. Tiene un buen socio, y puede dedicarse más a sus empresas de hoteles, restaurantes y gasolineras.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·