Sábado 03/12/2016. Actualizado 01:21h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La guindilla

El PSOE lleva el “agip prop” al sacrosanto Congreso de los Diputados, saltándose la ley a la torera

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El PSOE invitó al Congreso de los Diputados a familiares de los fallecidos en la tragedia del Yakolev 42. Estas personas deambularon por las dependencias parlamentarias hasta lograr acorralar a Federico Trillo, que tuvo que soportar las recriminaciones de estos ciudadanos.

Todo vale, con tal de derribar al contendiente. Agitación y propaganda, llevando las cosas incluso al límite que permite la ley o, como en el caso que nos ocupa, traspasándola. Según han publicado diversos medios de comunicación, este miércoles el Partido Socialista invitó al Congreso de los Diputados a diversos familiares de los fallecidos en la tragedia del Yakolev 42. Estas personas deambularon a su antojo por las dependencias parlamentarias hasta lograr acorralar al diputado del Partido Popular, Federico Trillo, que tuvo que soportar las recriminaciones de estos ciudadanos. La ley estipula claramente que en sede parlamentaria nadie puede ser molestado ni hostigado por personas ajenas a la cámara. Pero eso a Zapatero, José Bono y Rubalcaba no les importa. Si es preciso salir el 13-M a “empujar” a la ciudadanía en plena jornada de reflexión, pues se sale. Si hay que asediar las sedes del principal partido de la oposición por una guerra injusta, pues se hace. Si hay que politizar el dolor de las víctimas del terrorismo o de unos familiares que han perdido a sus seres queridos para obtener rédito político, pues adelante. Lo que haga falta. Lo importante es provocar ese torrente extra de escenografía y fuegos artificiales que tan bien cala en el corazón de los ciudadanos si se consigue impregnar su retina con la foto o el eslogan oportuno. Todo vale: el objetivo lo merece. Guindilla a esta miserable forma de hacer política, de hacer España.

·Publicidad·
·Publicidad·