Viernes 09/12/2016. Actualizado 20:22h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Apagón

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un simple apagón de la corriente eléctrica, como el que acaba de suceder en Barcelona o hace tiempo en Mallorca, coloca a una ciudad al borde del colapso; y el aumento del precio del barril de petróleo puede poner en jaque la economía mundial. Y es que vivir bien tiene su precio.

La perfección y posibilidades de los ordenadores son algo extraordinario, pero cualquier virus nuevo puede colapsar el normal funcionamiento de empresas y ciudades. La mejora genética vegetal y animal ha conseguido variedades nuevas que han permitido aumentar extraordinariamente la producción agropecuaria, pero son mucho más sensibles a plagas, enfermedades y al estrés medioambiental.

Asimismo, el progreso científico y técnico ha posibilitado que los seres humanos mejoremos extraordinariamente nuestro nivel de vida. Pero como las máquinas, los vegetales y los animales, también somos vulnerables. Un simple apagón de la corriente eléctrica, como el que acaba de suceder en Barcelona o hace tiempo en Mallorca, coloca a una ciudad al borde del colapso; y el aumento del precio del barril de petróleo puede poner en jaque la economía mundial. Y es que vivir bien tiene su precio.

En el caso de las plantas y los animales, los genetistas tratan de potenciar y conservar los caracteres de rusticidad como una manera de defender las especies nuevas frente a las circunstancias adversas. No estaría mal que en lo que hace referencia a los hombres procuráramos mejorar también en sobriedad y espíritu de sacrificio. Quizá así seríamos menos vulnerables.