Lunes 05/12/2016. Actualizado 16:38h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Bilingüismo y educación en catalán

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El idioma con el que uno piensa y se expresa, como las convicciones religiosas, forman parte de los sentimientos más íntimos y genuinos del ser humano. Ambos son derechos primigenios que las leyes positivas han de reconocer.

El idioma con el que uno piensa y se expresa, como las convicciones religiosas, forman parte de los sentimientos más íntimos y genuinos del ser humano. Ambos son derechos primigenios que las leyes positivas han de reconocer. Y lo mismo que no se puede obligar a nadie a practicar una determinada religión, tampoco se le puede forzar a tener como vehicular una determinada lengua. El problema se plantea, en el orden práctico, a la hora de establecer la lengua vehicular del sistema educativo en una sociedad bilingüe como la catalana. Si se opta por una sola de ellas en todos los centros, siempre será en menoscabo de la otra. Una alternativa sería establecer una doble red de centros: unos que enseñen en catalán, aunque garantizando el perfecto aprendizaje del castellano, y otros que enseñen en castellano asegurando también el dominio del catalán. Y que los padres puedan elegir el que deseen para sus hijos. Pero ello es factible solo en las grandes ciudades, pero no en la mayoría de los pueblos. La solución que me parece la más barata y adecuada, es que en todos los colegios haya asignaturas que se den totalmente en catalán y otras totalmente en castellano. Y aún mejor si hay otras se dan en inglés, como ya ocurre en algunos centros. Después, en el patio, que hablen como quieran. No hay que poner puertas al campo ni constreñir la libertad de nadie.