Lunes 26/09/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

El Síndrome de Down no es problema

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Hay enfermedades y colectivos privilegiados como los del SIDA a las que  los gobiernos dedican muchos millones de euros de los contribuyentes, en cambio a otras casi no se les dedica un céntimo como es el caso del síndrome de Down y otras enfermedades congénitas. ¿Tremenda e injusta discriminación e insolidaridad?.

 

Diversos medios de comunicación han mostrado, en el último año, algunos casos de personas con síndrome de Down que, con su esfuerzo, han llegado lejos: Pablo Pineda, un chico de 29 años diplomado en magisterio y licenciado en psicopedagogía, y Guillem Díaz, un joven de 20 años que ha participado como protagonista en el rodaje de una película. Estas personas, como tantas otras, piensan, tienen sentimientos y capacidad de aprender y pueden aportar mucho a la sociedad: alegría, ternura, intuición, esperanza y muchos otros valores, como escribe la periodista Mª Victoria Jiménez.. Estos Actores o licenciados... salvados de ser abortados por síndrome de Down

 

La despenalización del aborto que entró en vigor el 5 de julio de 1985, contempla, como uno de los tres supuestos de aborto, los casos de malformación del feto. Esto hace que de los casi ochenta mil vidas concebidas que son eliminadas cada año antes de nacer, muchas sean personas con alguna enfermedad congénita, y particularmente muchos con síndrome de Down.

 

Efectivamente, ya hemos visto estos días que se han reducido los casos de SIDA y también se percibe que ya hay menos casos de personas con síndrome de Down y otras enfermedades congénitas. En lo referente al SIDA se ha investigado mucho y ya hay medicinas, también los comportamientos sensatos han hecho que se reduzcan los casos, pero en lo referente al descenso de número de personas con enfermedades congénitas el motivo no está relacionado con avances médicos, es más bien que han sido eliminados antes de nacer.

 

Todos y cada una de las personas con defectos congénitos tienen derecho a nacer, no porque vayan a ser psicopedagogos o actores sino por ser personas. La Declaración Universal de los Derechos Humanos (1948), es para todo el mundo, independientemente de las condiciones físicas o mentales.

 

Pablo Pineda y Guillem Díaz, con síndrome de Dawn se lamentan, nos lamentamos muchos con ellos, "No estamos todos, faltan muchos". Lo grave es que en España no se investiga sobre estas enfermedades congénitas para averiguar sobre su naturaleza, avanzar en sus tratamiento y mejoras de calidad de vida.