Martes 27/09/2016. Actualizado 12:25h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Uvas, moras y colesterol

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Sr. Director: No sé si se trata de una impresión personal o de una realidad, pero tengo la sensación que todas las informaciones que nos llegan están cargadas de tragedia, hasta en muchas de las cartas de los lectores que se publican en los medios se aprecia una cierta crispación.

 

Por eso me parece conveniente que se publiquen cosas que, aunque parezcan intranscendentes, pueden tener un todo simpático, al tiempo que son formativas.

 

Es en este sentido que me he atrevido a enviar la siguiente nota. Las moras y las uvas negras pueden ser un excelente alimento para ayudar a combatir el colesterol y los triglicéridos, según un estudio de EE.UU. Estas frutas generan un compuesto llamado pterostilbene, que ayuda a regular la glucosa en la sangre y podría combatir la diabetes de tipo II, esto lo afirmaron los investigadores durante una reunión de la Sociedad Química de ese país.

 

Estos hallazgos se añaden a una lista creciente de razones por las que se deben comer frutas de colores vivos, en especial las moras y las uvas negras, que también son ricas en antioxidantes, moléculas que combaten el daño producido en las células y el ADN por los radicales libres, la cardiopatía, el cáncer, la diabetes e, incluso, la degeneración cerebral.

 

"Nos complace señalar que las moras también pueden ser un arma potente contra la obesidad y las enfermedades cardíacas, que se hallan entre las principales causas de muerte", dijo la doctora Agnes Rimando, del Departamento de Agricultura en Oxford, Mississippi.

 

Yo estoy convencido, tal vez por haber nacido y crecido en la Ribera del Duero, que en este caso los americanos también tienen razón, pues las uvas y las moras que comíamos de críos, uvas de vinificación, cargadas de colorantes, antioxidantes y taninos, nos han sido muy beneficiosas, seguro que mejor que las blancas sin sabor o negras apíperas que comemos ahora.

 

Por algo en países preocupados por la salud se está aumentando el consumo de frutas silvestres.