Viernes 30/09/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

Cuando la ceguera es voluntaria.

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Leo cada día este magnífico diario de prensa digital, veo muchas opiniones de lectores, pero desgraciadamente, veto también como la ceguera voluntaria de algunos les impide ver la realidad con verdadera claridad y conocimiento de causa. Se detecta odio y rencor en la defensa de no se que teorías y posiciones, que una vez más y como ha pasado siempre en este país, nos lleva irremediablemente a lo de siempre: el enfrentamiento de “las dos Españas” que hace mucho debió haber desaparecido de nuestra sociedad. Esto viene a cuento de que leo como una de las cartas de las opiniones de los lectores rebosa un rencor que considero peligroso. Desea saber este lector, al que respeto en sus opiniones, pero no en las formas de expresarlas, dónde estuvo el Sr. Zapatero entre el 11 y el 14 de marzo pasado. ¿Pero que interés tiene dónde estuvo el Sr. Zapatero, o el Sr. Aznar, o el Sr. X? De lo que se trata aquí es de saber qué responsabilidad tiene cada quien en lo sucedido el día 11. Tengo muy claro que lo sucedido el día 11 es consecuencia de que un gobierno no se entera de que la libertad existente para la entrada y salida de terroristas en nuestro país lleva a esos sucesos. Aquí el único responsable de los atentados es el terrorismo musulmán y el gobierno que no toma medidas de control cuando conoce por diversos informes, que esos movimientos se están produciendo. El gobierno del Sr. Aznar, tan pendiente de mirarse el ombligo, fue incapaz de atender a las observaciones que desde varios puntos de las fuerzas de seguridad del estado se les había hecho. Miren ustedes, si quieren saber algo más, habría que preguntarle al PP que explique qué significaban las voces de un alto cargo del partido hablando por teléfono desde su despacho y diciendo esta frase: "si vuelve a salir otra vez en televisión, lo mato”. ¿Quién hablaba?, ¿con quién lo hacía?, ¿a quién y se refería?. Esto sucedía precisamente la tarde del sábado día 13 de Marzo en la sede de la calle Génova en Madrid. ¿Por qué la opinión pública de la derecha clásica y más rancia de este país no pregunta y se interesa por saber de asuntos como las víctimas del Yakolev y las muertes de sus ocupantes, y luego su vergonzante entierro? ¿Por qué no se explica la muerte de españoles en Irak? ¿Por qué no se les ha exigido a los americanos responsabilidades en la muerte de los periodistas asesinados por sus tropas? Creo que hay asuntos más importantes por aclarar que el saber dónde estuvo o dejó de estar este o aquel político entre el 11 y el 14 de marzo.