Martes 06/12/2016. Actualizado 01:07h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

El dedo en la llaga del PSOE

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Rosa Diez ha puesto, sin duda, el dedo del PSOE. Pero a su nuevo proyecto político le falta, sin duda, financiación.

El viernes 31 de Agosto, en la cadena COPE, en el programa de "La Tarde con Cristina", pusieron el dedo en la llaga cuando comentaban las declaraciones de Rosa Díez, quién ha llevado a cabo un acto digno, que contrasta con su actuación, de dirigente del PSOE, en los últimos lustros.

Pero no quiero comentar la actuación anterior, ni la actual, ni la que preveo en esta señora, sino sencillamente el comentario que los contertulios hicieron al respecto, y que es "la madre del cordero"; la cuestión esencial en el sistema opresivo: la financiación.

Los contertulios convinieron que el proyecto político de esta señora tiene pocas posibilidades, porque todo depende de la financiación, y está por ver si la formación de Rosa Díez logra conseguir la misma.

Y tienen razón. En democracia sólo tienen posibilidades aquellas formaciones que cuenten con los necesarios ingresos. Y la pregunta surge de inmediato: ¿Quién financia?; ¿por qué financia?.

Parece evidente que quien financia es, sencillamente, la banca. Curiosamente, la banca tan sólo mueve un dedo cuando ello le reporta beneficios a corto plazo. Y, ¿quién facilita los beneficios a la banca?... Los partidos gobernantes. Así de claro.

A los partidos democráticos, la banca les facilita cantidades ingentes de dinero que, en el mejor de los casos, son devueltos. En otros casos, resultan condonados. Curiosa generosidad de la banca, que no duda en ejecutar préstamos que ponen a las familias en la picota. Pero la banca actúa generosamente; faltaría más. Luego, que las leyes le permitan aplicar condiciones leoninas a todo tipo de operaciones, es pura casualidad. La banca y los políticos, ¡faltaría más!, son inocentes.

Bajo la legislación aprobada por quienes están elegidos "libremente" con el apoyo decidido de la banca, la banca cobra comisiones por pedir un saldo de la propia cuenta; cobra comisiones por ingreso de efectivo; por ingreso de cheques; por disposición de efectivo; por tener una tarjeta de crédito o de débito; por comprar con esa tarjeta. cobra comisiones por respirar. Pero todo es estrictamente legal, porque los políticos, que han sido votados gracias al esfuerzo de la banca, agradecidos, permiten que quién les ha facilitado las prebendas saque la oportuna tajada del hecho.

¿Quién gobierna, así?; ¿quién legisla?. ¿Qué es la democracia?

Sí, pusieron el dedo en la llaga. Rosa Díez, y cualquiera, obtendrá escaños, si la banca estima oportuno que los obtenga. Si no, no.