Viernes 02/12/2016. Actualizado 17:20h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

La voz del lector

¿Todos iguales?

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Recordando que el nivel educativo del estado español y en concreto el de Cataluña es bajo, no denuncio nada nuevo.

Una de las acciones que se plantea, desde ya hace mucho tiempo, el ejecutivo catalán, supongo para aumentar el nivel académico de nuestros jóvenes, es llevar a cabo el “Gran Pacto para la Educación”. Con ese adjetivo “Gran” pretendía hacernos creer que era el resultado del acuerdo que se había firmado entre los principales grupos parlamentarios, sindicatos y educadores.

Hace unos días se presentó el anteproyecto de ley donde se detallan acuerdos totalmente nuevos, de ese Pacto inicial. Ejemplo de ello son los artículos que privan a los padres de poder elegir la escuela que más se asemeje a su proyecto educativo para sus hijos. Otro más exagerado es el quediscrimina a las escuelas que ofrecen, para quienes quieran, la opción de la enseñanza diferenciada (educación no mixta).

Intento comprender el por qué… Repito, dejando de lado los informes PISA y demás… ¿Es que estas escuelas no aseguran la correcta formación académica de sus alumnos? ¿Es que no salen preparados para dirigir sus vidas hacia el mundo laboral que deseen? ¿Es que esos miles de alumnos y alumnas que año tras año terminan los estudios en estos colegios del Opus o Legionarios no están preparados socialmente para convivir con los demás? ¿Es que no salen con la misma preparación, como mínimo, que los de las escuelas mixtas? ¿Es que las niñas que salen de ellos, deciden dedicarse a labores hogareñas dejando de lado carreras universitarias? ¿No tienen las mismas oportunidades de estudiar las mismas materias?…

Así pues, no entiendo por qué se priva a esas escuelas, que colaboran con la formación integral de los ciudadanos de la sociedad, de recibir la ayuda económica que reciben las demás.