Martes 06/12/2016. Actualizado 01:07h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Tribuna libre

Nacho Duato consigue incluir en su brillante palmarés, el ballet de la opera de París

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El director de la Compañía Nacional de Danza de España ha querido trabajar ahora con estos bailarines “pura-sangre” con los que se anota una línea de oro en su palmarés.

Los ballets de Nacho Duato figuran en los repertorios de las más grandes compañías. Pero estos días, el coreógrafo valenciano se anota un nuevo tanto al entrar por primera vez en el prestigioso repertorio de la Opera Nacional de París. El director de la Compañía Nacional de Danza de España ha respondido a la invitación del Palacio Garnier con “White Darkness”, una pieza que estrenó ante el público madrileño hace cinco años, y que los parisinos pudieron descubrir el año pasado en el Teatro del Châtelet. La elección de trabajar con la prestigiosa compañía parisina con una obra ya conocida se debe a dos razones. Por un lado, para no despertar “celos” entre los miembros de su compañía que, naturalmente prefieren que reserve sus creaciones para ellos. Por otro lado, Nacho Duato ha preferido trabajar antes con los cuerpos de los bailarines de este ballet, a los que ha calificado de “pura-sangre”, y, una vez conocidos, quizás  en un futuro no muy lejano, crear una coreografía pensando en los bailarines que la encarnarán. “White Darkness”, acompañada de la música atormentada del compositor galés Karl Jenkis, se desarrolla sobre los decorados de Jaffar Chalabi, arquitecto iraquí con el que ya ha trabajado en otras ocasiones; y el diseño del vestuario está en manos de Lourdes Frias. La coreografía, de gran intensidad, permite a Nacho Duato, demostrar a través de un torbellino de movimientos la inquietud de un cuerpo torturado por la droga. Completan cartel junto a Duato, la joven revelación francesa, Benjamin Millepied, solista en el New York City Ballet, que presenta la creación de “Amoveo”; y la reposición de “André Auria” de Edouard Lock.