Jueves 08/12/2016. Actualizado 18:06h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Tribuna libre

Hacia dónde nos lleva el “buen talante”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

“Buen Rollo”… Confieso que ésta fue la primera impresión que me produjo el desconocido candidato de esa Nueva Vía, ávida de jugarse el título en la “Champion” privada del maltrecho PSOE. Y el leonés llegó, vio  y venció. Desde entonces José Luis Rodríguez Zapatero y aledaños se esfuerzan en recordarnos diariamente que ellos son los únicos que representan el “buen talante” y la “tolerancia”.

 

A estas alturas del curso político tanto buen talante da mal rollo. ¿Qué es en realidad el talante? Encontré la respuesta en los nuevos telediarios. El día del estreno oficial, Lorenzo Milá nos regaló un clarísimo ejemplo de manipulación informativa de los que hacen época: “Aquí ven ustedes la foto del cambio anunciado”. El  presentador estrella del nuevo talante del Ente resumía la imagen del encuentro entre Zapatero, Schröder y Chirac aclarando que gracias al cambio político, España mira menos a EEUU y más a la Unión Europea.

 

Quedó claro que ese otro estilo que anuncia el eslogan va a ser “el suyo”, el de Carmen Caffarel, el de la “independencia,  pluralidad y regeneración ética”. Es como para desternillarse si no dieran ganas de llorar. Volvemos  a una tele en la que no cuentan todos (véase la limpieza denunciada por Urdaci en una reciente entrevista del semanario “Época”). La  misma manipulación ahora que antes.

 

Quien está  en el poder sabe que quien controla  el mando dirige el “cotarro”. Mal rollo. La televisión española, no solo la pública, produce nauseas. No hay más que echar una hojeada al derroche de imaginación que nos regala la nueva temporada. En 1993 solo existía el espacio rosa “Corazón, corazón” y 10 años después el número de programas  especializados en la mercancía cárnica y sentimental asciende a más de 20. La gran paradoja es que el 50% de los españoles cree que la televisión es “vulgar y de mal gusto”, pero la vemos. Cuesta escribir que tenemos la  televisión que merecemos. 

 

Urge que al Comité de Sabios en medio de tanta deliberación se le ocurra crear un Comité Audiovisual que controle de una vez por todas los contenidos. De seguir así el buen talante creará una sociedad de imbéciles y eso sí que da mal rollo.