Miércoles 07/12/2016. Actualizado 10:10h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Antonio Muñoz Molina, ex director del Instituto Cervantes en Nueva York, se perfila como el sustituto de Rosa Regás al frente de la Biblioteca Nacional

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El ex director del Instituto Cervantes en Nueva York, el escritor Antonio Muñoz Molina, es el máximo candidato a hacerse con el puesto de nuevo director de la Biblioteca Nacional. Así se ha podido escuchar en días recientes en la sede de la Biblioteca. Vea aquí la carta que Rosa Regás envió al personal para comunicarles su "dimisión irrevocable", que será efectiva a partir del próximo mes de septiembre.

Según ha podido saber El Confidencial Digital de fuentes de la Biblioteca Nacional Española (BNE), el mejor postulado para suceder a la dimitida Rosa Regás es Antonio Muñoz Molina. Su nombre salió a la luz el pasado martes en la reunión mantenida en la Comisión de Servicios de la Biblioteca y esto es lo que se escucha en la ‘casa’ en los últimos días.

Tal y como aseguran las mismas fuentes, Muñoz Molina cumple con el perfil que el ministro de Cultura, César Antonio Molina, busca para el cargo. Se trata de un “hombre de la confianza” del ministro, añaden.

En su comparecencia de ayer en el Congreso de los Diputados, el ministro de Cultura dijo que prevé emprender próximamente un plan de modernización en la Biblioteca Nacional. Esta iniciativa comenzará “con más celeridad” tras la dimisión de Regás, comentó en la Cámara Baja. Las fuentes consultadas agregan que el ministro va a rodearse de “gente cercana”, además Muñoz Molina.

Antonio Muñoz Molina ha sido director del Instituto Cervantes en Nueva York hasta 2006, sustituido por Eduardo Lago. Autor de numerosas obras literarias y antiguo colaborador del diario Ideal, se encuentra casado con la también escritora Elvira Lindo, con quien tiene un hijo.

En cualquier caso, la dimisión irrevocable de Regás se hará efectiva a partir del próximo 1 de septiembre. A continuación se reproduce el comunicado que Regás envió por correo electrónico al personal de la Biblioteca Nacional el pasado lunes:

“Queridas amigas, queridos amigos,

Con profundo pesar os dirijo esta carta para comunicaros que conocedora de la poca valoración que el nuevo Ministro otorga a mi labor en la BNE, y habiendo comprobado que evidentemente no gozo de su confianza, estoy convencida de lo inútil que sería mi trabajo a partir de ahora, incluso en los pocos meses que quedan de legislatura. En consecuencia esta mañana, a las nueve de la mañana le he presentado mi dimisión irrevocable que haré efectiva el próximo día 1º septiembre.

No siempre ha sido fácil el trabajo en la BN, pero por lo que a mi respecta el balance es altamente positivo y me voy con la convicción de que algo he sabido insuflaros del profundo entusiasmo que me animó desde el primer momento, de poner la BNE al día entre todos, para que estuviera, como merece, a la altura de las grandes Bibliotecas del Mundo. Un objetivo que hemos cumplido en buena parte y que espero sea al menos un paso importante en el camino de modernidad y progreso que una institución como ésta merece.

Os doy mis más emocionadas gracias por vuestro trabajo y vuestra colaboración, os deseo una vida llena de felicidad y fantasía y me despido de todas vosotras, de todos vosotros, con la esperanza de compartir el mejor recuerdo de un periodo difícil y duro como son los que pretenden dar un paso de gigante, pero profundamente satisfactorio al comprobar la multitud de éxitos conseguidos todos juntos.

Quedo a vuestra disposición y os mando un fuerte abrazo,

Rosa Regás.”