Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Carme Chacón y Cunillera vieron una puerta abierta para “emerger” tras la partida de Alfredo Pérez Rubalcaba al Ministerio del Interior

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Las diputadas catalanas Carme Chacón y Teresa Cunillera aspiraban a dar el salto a la primera línea de la escena política tras la partida de Alfredo Pérez Rubalcaba al Ministerio del Interior. Se postularon, pero ninguna consiguió hacerse ni con la portavocía ni con la secretaría general del Grupo Socialista en el Congreso.

Tras la victoria electoral del PSOE, todas las quinielas apuntaban a Carme Chacón como ministra: mujer, catalana, perteneciente al círculo más próximo de Rodríguez Zapatero, portavoz del PSOE y Secretaria de Educación, Universidad, Cultura e Investigación del partido. Su nombramiento como Vicepresidenta del Congreso sorprendió dentro y fuera del PSOE.   Algunos diputados socialistas –y ella misma, por cierto- piensan que está infrautilizada en su cargo actual, y según ha podido saber El Confidencial Digital por fuentes del Congreso, la socialista catalana vio una puerta abierta a recuperar el protagonismo perdido en la escena política cuando el entonces portavoz del Grupo Socialista en el Congreso, Rubalcaba, fue nombrado ministro de Interior.   Estas mismas fuentes apuntan que Chacón se postuló para sustituir a Rubalcaba al frente de la portavocía, pero finalmente se apostó por el secretario general del Grupo Socialista, a pesar de que Diego López Garrido no gozaba de buena fama como negociador.   ECD también tiene conocimiento de que otra diputada que hizo movimientos para emerger –asimismo mujer y catalana- fue Teresa Cunillera. Miembro del Comité Federal del PSOE, Cunillera pertenece al núcleo duro de los negociadores socialistas en el Congreso junto a Rubalcaba, López Garrido, Francisco Miguel Fernández Marugán y Julio Villarrubia. Además, Cunillera tiene fama de desarrollar esta tarea muy bien.   La diputada catalana no consiguió tampoco ser nombrada secretaria general del Grupo Socialista. Se eligió a Julio Villarrubia para sustituir a López Garrido.

·Publicidad·
·Publicidad·