Viernes 09/12/2016. Actualizado 13:25h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

David Madí ha quedado ‘tocado’ en CiU tras la campaña del ‘Confidencial CAT’: ya ha regresado de sus días de descanso en Estados Unidos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

David Madí ha sido el gurú de la comunicación de Convergencia i Unió. La fama de sus vídeos y puestas en escenas le aseguraban la confianza de Josep Antoni Durán i Lleida y Artur Mas. Pero los resultados del último producto realizado para su partido en las elecciones a la Generalitat le han hecho ‘caer en desgracia’ en la formación.

Convergencia i Unió obtenía 52 escaños en las encuestas realizadas antes del inicio de la campaña para las elecciones a la Generalitat de Cataluña, del pasado 1 de noviembre. El resultado final, tras la agresiva puesta en escena –firma ante notario incluida- corrigieron drásticamente a la baja esos sondeos, dándole 48 diputados en el ‘Parlament’.

¿Qué pasó entre esas encuestas tan prometedoras y el día de la verdad, cuando CiU se quedó en los 48 escaños? Informaciones recogidas por el Confidencial Digital en el seno de CiU apuntan a que el director de Campaña, David Madí, ha sido señalado como el culpable del retroceso final en las urnas. En concreto, el DVD “confidencial.cat” ha sido recibido con cierto desconcierto por el electorado de CiU, poco dado a mensajes tan agresivos. En el vídeo, realizado por el equipo de David Madí, se empleaba un estilo ‘hooligan’ que pudo asustar a parte del electorado propio de la coalición nacionalista.

Josep Antoni Durán i Lleida afirmó tras la aparición del vídeo no haber seguido la elaboración del DVD, y haber estado al margen de su resultado final. Esto parece difícil de conjugar con el hecho de que la segunda de Madí en la campaña fue Joana Ortega de Unió, una persona de confianza de Durán, quien por cierto aparece bastante en el vídeo. El rápido desmarque del ex president Jordi Pujol acerca del estilo empleado en el DVD fue seguido por otras voces tanto en Unió como en Convergencia Democrática donde Xavier Trias, de un perfil moderado, parece ser uno de los más desencantados con el tono de la campaña.

En definitiva, parece que en el seno de CiU han dejado de confiar ciegamente en David Madí y en su ‘olfato’ para las estrategias. Fuentes parlamentarias consultadas por ECD sostienen que Madí se ha terminado creyendo el papel de ‘gurú’ de la comunicación, como en su día le pasó a Miguel Ángel Rodríguez en el PP.

A este respecto –señalan estas fuentes- es significativo el alto número de entrevistas concedidas últimamente por Madí, cuando su puesto exige un perfil más bajo y permanecer en un segundo plano. A modo de ejemplo, Madí ofreció una entrevista a El Periódico de Cataluña, que la tituló “Yo no maté a Kennedy”. En ella, llega a afirmar que la de CiU ha sido una “campaña que ha creado estilo y maneras de decir las cosas”.

Madí, que ha viajado recientemente a Estados Unidos para pasar unos días de descanso tras la vorágine del último mes, aún disfruta de algo de crédito por parte de Artur Mas, quien sigue en deuda con el comunicador por haberle hecho ganar las elecciones de 2003 cuando más difícil parecía.