Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

24.000 personas solicitan al responsable de Derechos Humanos de Naciones Unidas que no se refiera a los encarcelados de ETA como “presos políticos vascos”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El pasado 21 de marzo de 2006, Manfred Nowak, denominó en su informe “Derechos Civiles y Políticos, incluidas las cuestiones de la detención y la tortura” a los encarcelados de ETA como “presos políticos vascos”. Miles de cartas enviadas a través de Internet piden que se le amoneste y que se adopten medidas.

Casi 24.000 personas han firmado ya a través de Internet, un escrito dirigido a Louise Arbour, Alto Comisionado para los Derechos Humanos de Naciones Unidas, para que amoneste al autor del informe “Derechos Civiles y Políticos, incluidas las cuestiones de la detención y la tortura” y se utilicen en el futuro otros términos para definir a los presos etarras.

Concretamente, la polémica expresión que usó Nowak aparece en la página 63, párrafo 292. El escrito dirigido a Arbour afirma, entre otras cuestiones, que a los firmantes les parece inaceptable que “en pleno Siglo XXI todavía existan en Naciones Unidas, personas que, como el Relator del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para la Tortura, desconozca la situación real del Estado que visita y se permita calificar como “presos políticos” a personas que no son sino terroristas”.

La carta de protesta, promovida por la asociación Basta Ya, recuerda al Alto Comisionado que el autor del informe “tenía la obligación de conocer la situación real de España y la condición de terroristas de los presos de ETA”. Se añade, además, que otros escritos internacionales no utilizan los mismos términos al referirse a los terroristas capturados.