Miércoles 07/12/2016. Actualizado 12:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La Ertzaintza montó un operativo “contra la kale borroka” tras un asalto modélico en las oficinas de Arcelor en Etxebarri (Vizcaya)

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La policía autonómica vasca trabaja en estos momentos para esclarecer la autoría del robo que tuvo lugar el pasado 7 de noviembre en las oficinas de la empresa Arcelor en Etxebarri (Vizcaya). En el momento del robo los agentes pensaron que se trataba de un acto de ‘Kale borroka’ y actuaron en consecuencia.

En el registro de la Ertzaintza consta una denuncia con fecha de 7 de noviembre realizada por la empresa Arcelor, en la que denuncia el robo perpetrado en sus oficinas de la planta de Etxebarri (Vizcaya).

Según ha podido saber El Confidencial Digital el robo tuvo lugar de madrugada, cuando varios individuos ( cuatro según algunas fuentes) con ropa oscura y pasamontañas accedieron a las citadas oficinas de las que sustrajeron una cantidad indeterminada de dinero, que se hallaba en varias cajas fuertes y que hay quien cifra en seis millones de las extintas pesetas.

Una patrulla de la Ertzaintza que transitaba por una carretera de Etxebarri a Basauri, observó la presencia de los asaltantes y sospechó de ellos por su actitud e indumentaria. Para poder proceder a su captura e identificación organizaron un dispositivo en la creencia de que se trataba de jóvenes activistas de ‘Kale Borroka’ pertenecientes a un ‘grupo Y’ de apoyo a la banda terrorista ETA.

Por este motivo organizaron un cerco de vigilancia en torno al almacén central de Correos y Telégrafos sito en el polígono de Lezama Leguizamon y contra el que atentó ETA a primeros de febrero de este mismo año mediante una bomba de 10 a 15 kilogramos de explosivos. Finalmente los agentes rompieron el cerco tras ser alertados desde la sala de control de que se había producido un robo en la citada empresa.

Otras fuentes no oficiales de la Ertzaintza consultadas por ECD sostienen que cada cierto tiempo la policía autonómica detecta la existencia de ‘mafias’ cuyos componentes son de origen albanokosovar o rumano que aparecen en Euskadi a “dar el palo” y marcharse inmediatamente después. En las ocasiones recientes en que se les ha detenido se ha constatado que son individuos residentes en Madrid, Valencia, Barcelona y otras capitales los cuales se organizan para cometer un robo tras el que regresan a su ciudad.

Han sido desarticuladas bandas especializadas en robos a gasolineras, polígonos industriales, butrones en empresas, o que únicamente persiguen la sustracción de herramientas y material de construcción.

Las fuentes consultadas por este medio aseguran que se trata de delincuentes muy preparados, profesionales, que no dejan huellas y actúan por temporadas. En el caso del citado robo en Arcelor, además del robo en las cajas fuertes extraña el hecho de que destrozaran la puertas de varias dependencias.