Martes 27/09/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El Gobierno parece “gafado”: errores acumulados con la Lotería, la nota del Ministerio del Interior, el vino de Moncloa...

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

En ambientes periodísticos se asienta cada vez más la impresión de que el Gobierno puede estar “gafado”, tantos y tan continuados son los fallos y errores, pequeños y grandes, que va cometiendo una vez tras otra. El último, los bloqueos de automovilistas en lascarreteras esta Navidad.

En ambientes periodísticos se asienta cada vez más la impresión de que el Gobierno puede estar “gafado”, tantos y tan continuados son los fallos y errores, pequeños y grandes, que va cometiendo una vez tras otra. El último, los bloqueos de automovilistas en las carreteras esta Navidad. Los fallos, bastante incomprensibles, se han producido con la Lotería y en el Ministerio del Interior. En el primer caso, porque el organismo nacional difundió a los medios informativos una lista de premios que estaba equivocada. Algunos periódicos, que se apresuraban a lanzar la edición especial con esa lista, tuvieron que rectificar sobre la marcha y retrasar la tirada. No se recuerda en los últimos años algo semejante. La culpa la ha tenido —según la versión oficial- el sistema informático. En cuanto al “patinazo” del Ministerio de José Antonio Alonso, la cosa pudo ser mucho más grave. Lo que ocurrió fue que desde ese Departamento se facilitó una nota de prensa, sobre las últimas detenciones de extremistas islámicos en Barcelona, seis horas antes —ahí es nada- de que la operación se llevara realmente a cabo. En el Centro Nacional de Inteligencia (CNI), que coordinó la investigación, el enfado era visible, aunque desde Interior se intentó después explicar que, a pesar del error cometido, las detenciones nunca llegaron a estar en peligro. Otros fallos se registraron con la copa de Navidad que se ofrece en Moncloa, un evento de carril, sin problemas, pero que también ha presentado dificultades. Para empezar, se convocó por escrito para el día 22, y luego se aplazó al día siguiente, con lo que desde los servicios de Presidencia tuvieron que dedicar muchas horas a ir llamando por teléfono a unos y a otros para notificar el cambio de fecha. El problema es que más de uno y más de dos no recibieron la llamada y acudieron el 22. Por si fuera poco, las instrucciones a los servicios de seguridad del recinto eran que el acto comenzaba a la una y media, y que nadie entrara antes, con lo que quienes quisieron ser puntuales se encontraron con las verjas cerradas y que tenían que esperar circulando con su coche por los alrededores. Algunos conocidos periodistas pueden contar sus paseos al volante por la Ciudad Universitaria, cuando lo normal habría sido autorizar el acceso antes.

Pero el último de todos ha sido el fallo de previsión en las carreteras estas Navidades. A pesar del anuncio de la ola de frío, no se tomaron medidas y miles de automovilistas quedaron bloqueados en las carreteras, sobre todo en la Nacional I, en Burgos. Efectivos de la División Acorazada tuvieron que se mozilizados para asistir a la gente. La crítica que se formula es por qué no se mantuvieron abiertas las rutas. Desde el PP se acusa al Gobierno de "imprevisión".