Martes 17/10/2017. Actualizado 12:33h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El Gobierno intenta ‘explicarse’. Moncloa monta encuentros ‘off the record’ y almuerzos con directivos de medios y periodistas para exponer lo que se está haciendo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Gobierno es consciente de que tiene un serio problema de comunicación. Sus mensajes no calan entre los españoles. Por ello, altos cargos del Ejecutivo están manteniendo encuentros privados con responsables de periódicos, radios y televisiones para intentar 'explicarles' sus medidas.

Se trata de una ofensiva a nivel global, diseñada desde Presidencia del Gobierno y dirigida a tres tipos de medios: periódicos escritos, televisiones y radios nacionales.

El objetivo de Moncloa es transmitir a los máximos responsables de estos medios de comunicación el porqué de las medidas de ajuste que está tomando Mariano Rajoy.

El Gobierno considera que sus mensajes no llegan a la población o, en otros casos, se malinterpretan, de ahí que haya decidido explicar detallada y personalmente sus decisiones.

Reuniones con directivos

La iniciativa se puso en marcha hace más de un mes, y desde entonces altos cargos del Gobierno han mantenido encuentros con diferentes responsables de medios de comunicación.

Ha sido en diferentes formatos: almuerzos en restaurantes de la capital, reuniones puntuales en Moncloa, y también encuentros ‘off the record’ con varios asistentes dentro del complejo presidencial.

Incluso, la propia secretaria de Estado de Comunicación, Carmen Martínez Castro, se ha desplazado recientemente al despacho del consejero delegado de una cadena de televisión para reunirse con él.

Directores, tertulianos…

A las citas en Moncloa y en restaurantes de Madrid son convocados directores de periódico, responsables de programas radiofónicos, subdirectores y directores adjuntos, redactores jefes o, incluso, alguna vez han sido citados destacados tertulianos.

Las explicaciones que ofrece Moncloa son protagonizadas por cargos de distintos niveles, según el destinatario. Desde la vicepresidenta del Gobierno, que alguna vez ha ofrecido personalmente explicaciones a los medios de manera privada, hasta los responsables de la secretaría de Estado de Comunicación. Incluso, en alguna ocasión, asesores personales del presidente conversan con los periodistas para ofrecerles explicaciones.

Estas reuniones reservadas que promueve Moncloa se celebran al margen de las que organizan, también de manera informal y exigiendo un escrupuloso ‘off the record’, los diferentes ministerios: desde Interior y Defensa, hasta Economía. Todos departamentos vienen montando citas restringidas con periodistas, pero hasta este año Moncloa no había institucionalizado estos encuentros.

Objetivo: explicar lo que está haciendo el Gobierno

El Gobierno transmite en estas reuniones con periodistas mensajes precisos, como por ejemplo que Mariano Rajoy está obsesionado con que España crezca y, a partir de ahí, se comience a generar empleo.

También se dedican a desmenuzar algunas medidas y decisiones polémicas que ha tomado el Ejecutivo y a contextualizar, siempre bajo la premisa del ‘off the record’, el trabajo del Gobierno.

Incluso, en algún encuentro se han escuchado quejas de que los periodistas ya no valoran que Rajoy ha sido capaz de evitar el rescate, cuando la intervención se daba como segura por casi todos hace muy pocos meses.

Un ‘off the record’ el viernes

El viernes, con ocasión de uno de los consejos de ministros más tensos que se recuerdan, Moncloa vivió una jornada complicada. Los encargados de comparecer fueron la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, y los ministros de Economía y de Hacienda, Luis de Guindos y Cristóbal Montoro.

La rueda de prensa duró dos horas, pero las explicaciones, según constataron más tarde los servicios de prensa de Moncloa, se percibieron como insuficientes. Los mensajes no llegaron.

El Gobierno se encontró con que la mayoría de los titulares de los medios de comunicación, en su versión digital, lanzaban mensajes catastrofistas sobre las previsiones de déficit y de empleo que había anunciado el Ejecutivo. Y llegaron a la conclusión de que tenían que solucionarlo.

Fue entonces cuando Moncloa convocó sobre la marcha a un grupo de periodistas, ese viernes por la tarde, para volver a explicarles los anuncios que habían realizado Sáenz de Santamaría, De Guindos y Montoro apenas cuatro horas antes.

Según ha sabido ECD, allí se les explicó a estos periodistas que la previsión que había realizado el Gobierno era extremadamente prudente con el fin de que la reducción del déficit fuera totalmente creíble y no generara ningún tipo de duda en Bruselas.

Moncloa, incluso, vio la necesidad de que el ministro de Economía concediera una entrevista al diario ABC y a la agencia de Colpisa, para aclarar mejor las decisiones adoptadas por el consejo de ministros.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·