Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Gobierno y PSOE intentan a la desesperada desviar hacia el PP la responsabilidad por la ruptura de la tregua de ETA

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Desde el Gobierno y desde el PSOE, y sus terminales mediáticas, trataron ayer de desviar hacia el PP la responsabilidad en el fracaso del proceso de paz, y por tanto, en la vuelta de ETA a la actividad armada tras la ruptura de la tregua.

José Blanco calificó de “irresponsables” las primeras declaraciones de Mariano Rajoy exigiendo al Gobierno que rectifique, y exigió “lealtad” a los populares. Más explícito se mostró Manuel Chaves, pidiendo al PP una “reflexión crítica” sobre lo ocurrido con la tregua.

Los socios parlamentarios del Gobierno se esforzaron en reclamar que la decisión de ETA no sea “aprovechada” por los populares en su beneficio político y electoral.

Otegi y Zapatero coinciden

La intervención de Rodríguez Zapatero ante las cámaras, a primera hora del martes, resultó poco convincente y llena de omisiones. Dijo que ETA se ha “equivocado” pero no aludió para nada a las responsabilidades de la otra parte, es decir, del Gobierno. No citó al PP y no habló de Navarra.

Pero la omisión más destacada fue que no afirmó explícitamente que el mandato del Congreso, para poder negociar con ETA, haya quedado anulado.

Y la insistencia en que seguirá “luchando por la paz”, sin expresar su voluntad de “derrotar” a ETA, ha abierto para algunos analistas la sospecha de que el presidente del Gobierno continúa sin cerrar del todo la opción del llamado “proceso de paz”, como no lo hizo tampoco tras el atentado contra la Terminal 4 de Barajas.

En esa aparente apuesta por el “proceso”, Zapatero coincide con el planteamiento que hizo ayer Arnaldo Otegi, diciendo que, pese a la gran preocupación que pueda generar el anuncio de ETA, no se debe transmitir a la ciudadanía que “todo se ha acabado”, porque “el proceso es posible”.

·Publicidad·
·Publicidad·