Miércoles 07/12/2016. Actualizado 12:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Gobierno y PSOE aceleran su particular estrategia hacia la mayoría absoluta: más política “social” que mantenga en vigilia a los abstencionistas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

José Luis Rodríguez Zapatero, Alfredo Pérez Rubalcaba y José Blanco tienen claro que es preciso acelerar el paso hacia la consolidación del Gobierno de cara a un posible adelanto electoral, jugando la carta del estatuto catalán. El análisis realizado desde el PSOE a El Confidencial Digital justifica en este marco el énfasis del presidente en la “política social”, que no se va a detener.

José Luis Rodríguez Zapatero, Alfredo Pérez Rubalcaba y José Blanco tienen claro que es preciso acelerar el paso hacia la consolidación del Gobierno de cara a un posible adelanto electoral, jugando la carta del estatuto catalán. El análisis realizado desde el PSOE a El Confidencial Digital justifica en este marco el énfasis del presidente en la “política social”, que no se va a detener.

 

Hace unos meses, ECD publicaba las declaraciones realizadas en privado por un conocido diputado socialista (e histórico guerrista), que reconocía sin ningún tapujo el principal objetivo del PSOE para el inicio de legislatura: combatir el abstencionismo de los numerosísimos votantes de izquierdas que estuvieron 22 años sin votar al Partido Socialista.

 

Tras algunas decisiones de política exterior (apoyo a Cuba y Venezuela, alianza de las civilizaciones) y otras de tipo histórico (revisionismo históricos, apoyo a los “niños de la guerra”) el Gobierno Zapatero se encuentra empeñado plenamente en los denominados derechos cívicos.

 

La reforma de la ley del divorcio, la aprobación de los matrimonios homosexuales, la campaña de regulación de inmigrantes, la ley contra la violencia de género o … son estrategias dirigidas a mostrar a la opinión pública el marcado carácter de izquierda del Gobierno.

 

Se le quita oxígeno a Izquierda Unida, aglutinando en un solo partido todo el voto necesario para una mayoría absoluta, y se ofrece una alternativa clara a un posible Ejecutivo del Partido Popular: eficaz en lo económico y solvente en la gestión.

 

Los votantes “durmientes” del PSOE también lo fueron al sentir un duro rechazo a determinadas actitudes del Gobierno de Felipe González. De ahí que, como se anunciaba hace unos días en estas páginas, José Luis Rodríguez Zapatero siga adelante con su particular “Plan Renove” de caras socialistas. El distanciamiento con el anterior “hombre fuerte” de Ferraz ha dejado perplejo, en numerosas ocasiones, al propio FG.

 

Desde los colectivos de gays y lesbianas comienzan a circular ya mensajes dirigidos a colocar sobre la mesa la siguiente reivindicación inaplazable, por lo que supone de defensa de las minorías discriminadas: el apoyo jurídico a los transexuales.