Miércoles 23/08/2017. Actualizado 17:53h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Los servicios de Información están nerviosos porque Francia tarda en desencriptar la información incautada a la cúpula de ETA y hay temor a un gran atentado

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Nerviosismo y preocupación. Así se puede definir el estado actual de los servicios de Información del Ministerio del Interior al comprobar que las autoridades francesas tardan demasiado tiempo en desencriptar la información incautada a la cúpula de ETA en Burdeos.

Francia tiene en su poder la mayoría de los documentos que se incautaron en el registro al piso de Burdeos donde se ocultaba la cúpula de ETA. En estos momentos, la fiscalía gala trabaja en colaboración con asesores para intentar desencriptar todo el material hallado.

A pesar de haber enviado a España aquellos documentos considerados de una mayor importancia para la lucha antiterrorista, fuentes de la lucha antierrorista a las que ha tenido accedo El Confidencial Digital han mostrado su preocupación por la tardanza con la que llega esa información.

Explican que los datos llegan de Francia “con cuentagotas”. Apenas hay noticias sobre el material que tenía en su poder la considerada cúpula de ETA con Francisco Javier López Peña, ‘Thierry’, a la cabeza, se quejan.

Tampoco llegan respuestas a preguntas concretas, lamentan. Es decir, en algunas ocasiones, el Ministerio del Interior español ha preguntado a Francia sobre determinadas cuestiones concretas. La contestación, o tarda demasiado tiempo en llegar, o directamente no lo hace.

A todo a esto hay que añadir la sospecha fundada de que la banda está preparando un atentado de grandes dimensiones en España, lo que acrecienta la impaciencia de los servicios de Información nacionales.

Las fuentes consultadas hablan de que la cuenta atrás para la comisión de ese atentado ya ha comenzado (de hecho, el comando Vizcaya tenía previsto atentar contra la Ertzaintza la pasada semana en la localidad de Getxo). La orden a los comandos ya está dada, añaden, y la acción terrorista es cuestión de tiempo.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·