Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Jesús Caldera recomienda al Ejecutivo canario que busque ayuda contra los ‘sin papeles’ de menor edad en las regiones gobernadas por el PP

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La respuesta del ministro de Trabajo y Asuntos Sociales vino a colación de una pregunta de Ricardo Melchior Navarro por el programa para la derivación de menores inmigrantes que el Ejecutivo se comprometió a poner en práctica el 13 de septiembre de 2006. Caldera no se anduvo por las ramas y le recomendó que pidiera ayuda al PP.

El acuerdo en cuestión se puso en marcha ante la masiva llegada de menores inmigrantes no acompañados a las Islas Canarias y preveía la adopción de un régimen especial para que el Estado asumiera la tutela y así pudieran ser acogidos por las Comunidades Autónomas. Las cifras que maneja Coalición Canaria cifran en 816 el número de menores que acoge el gobierno de Canarias. De hecho, en lo que va de 2007 han llegado a las islas 273 menores, de los que 154 han sido trasladados a la península. 

La respuesta del ministro, Jesús Caldera, fue contundente. Según el titular de Asuntos Sociales, la tutela de los menores es competencia de Canarias porque así lo dispone el artículo 30 de su Estatuto de Autonomía aunque, según él, su ministerio está cooperando intensamente con las islas en el traslado de los menores a la península.

A continuación Caldera -con bastante ironía-, sugirió otra solución: “Nos ha costado mucho el traslado de los menores, pero ustedes gobiernan con el Partido Popular, luego son afines ideológicamente con él –como es lógico- y si la señora presidenta de la Comunidad de Madrid o el presidente de La Rioja, gobernados por el Partido Popular, aceptan la tutela de los menores, financiaremos su traslado”.

El senador no salió muy convencido del Hemiciclo tras su cara a cara con Caldera. Un día después, el presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, pidió el cese fulminante del ministro. Tampoco él ha tenido más éxito. Desde el ejecutivo canario se insiste en que José Luis Rodríguez Zapatero todavía no ha accedido a hablar de inmigración con Rivero desde la toma de posesión de su gobierno.

·Publicidad·
·Publicidad·