Martes 06/12/2016. Actualizado 01:07h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

José Blanco se vuelca en Navarra, objetivo prioritario en las próximas elecciones, y UPN prepara una movilización sin precedentes

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Navarra ha pasado al primer plano de la escena política nacional tras conocerse que es uno de los temas claves del diálogo con ETA. Así lo ha puesto de manifiesto la banda terrorista. El PSOE está convencido de que se la juega en las próximas elecciones y Blanco está volcado en ese tema.

El PSOE está poniendo toda la carne en el asador en la Comunidad Foral de Navarra. Se la juega allí en las elecciones de 2007. El objetivo de los socialistas es intentar arrebatar el gobierno regional a Unión del Pueblo Navarro (UPN) para que el proceso de diálogo con la banda terrorista ETA sea más favorable.   Según informaciones recogidas por El Confidencial Digital, en Ferraz existe una auténtica “obsesión” por Navarra. Así lo confirman fuentes cercanas al secretario de organización del PSOE. Puede ser –explican desde la sede nacional de partido- una de las piezas clave del puzzle para el diálogo con los terroristas.   Los datos que maneja el PSOE hablan de que existen serias posibilidades de gobernar, pese a no resultar la lista más votada, gracias a posibles alianzas con partidos minoritarios. Y los dirigentes socialistas no están dispuestos a cejar en el empeño.   De hecho, José Blanco ha reconocido en conversaciones privadas conocidas por ECD, que gobernar Navarra sería muy importante para el nuevo proceso abierto. Es un tema del que Blanco habla constantemente, aseguran quienes trabajan a su lado. Está firmemente convencido de existen opciones y va a darlo todo.   Mientras tanto, en el partido que gobierna la región ya se diseña una respuesta adecuada. UPN prepara una movilización electoral sin precedentes. Sus dirigentes y militantes ya han recibido órdenes del partido en dos frentes concretos. Por una parte, en explicar didácticamente a los ciudadanos lo que podría pasar con Navarra en el caso de que llegara un gobierno socialista al poder.   Además, UPN va a diseñar una campaña para exigirle al PSOE que ofrezca explicaciones detalladas sobre las decisiones que adoptará en la Comunidad Foral si logra hacerse encabezar un ejecutivo de coalición. Hay que recordar que todos los sondeos apuntan a que el Partido Socialista tendría que aliarse con algún partido regionalista para hacerse con el gobierno navarro: PNV, EA, Aralar, o, incluso, un supuesta Batasuna legal.