Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La odisea de votar en Lizarza: “Estáis cadáveres”, abucheos, gritos de “perros fascistas” y el talante de los chicos de la Sociedad Gastronómica

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ejercer el derecho al voto en Lizarza se ha convertido, para algunos, en un auténtico calvario. ECD ha podido conocer al detalle, a través de testigos presenciales, el relato del acoso, la presión y los momentos de tensión que se vivieron en este municipio el día de la jornada electoral. La abstención superó el 82%.

Los hechos ocurrieron el pasado domingo en la localidad guipuzcoana de Lizarza. La Junta Electoral Central decidió que los ciudadanos debían acudir al Ayuntamiento, donde se ubicó la única mesa electoral del municipio gobernado por el Partido Popular –la única lista que se presentó tras ser anulada la candidatura de ANV.

A primera hora de la mañana, los escoltas de uno de los concejales del Gobierno municipal peinaron el pueblo para controlar el ambiente y comprobar si los simpatizantes de la izquierda ‘abertzale’ decidían hacer efectivas sus amenazas de boicot durante la jornada electoral.

Mientras los guardaespaldas recorrían el término municipal en su vehículo, un grupo de desconocidos realizaron insultos y algunas amenazas de muerte dirigidas hacia ellos. “Estáis cadáveres”, fueron algunas de las expresiones que pudieron escuchar.

Estos individuos, unos cuarenta en total, se situaron durante toda la jornada del domingo en un local situado junto al Ayuntamiento de la localidad donde se ubica la Sociedad Gastronómica. Desde las 8:45 de la mañana hasta las 21:20 de la noche, explican quienes estuvieron allí, se dedicaron a increpar a los ciudadanos que se aventuraban al ayuntamiento con la intención de ejercer su derecho al voto.

Perros fascistas” fue otra de las lindezas que se escucharon contra los que acudían a votar. De hecho, algunos de los lugareños, al verse increpados por estos individuos, decidieron dar media vuelta y desistieron de ejercer su derecho al voto.

En el interior del consistorio, los concejales del PP de Lizarza actuaron como interventores en la única mesa electoral instalada en el salón de plenos. Mientras sus escoltas permanecían en la puerta del ayuntamiento, algunos de los muchachos de la Sociedad Gastronómica se dedicaron a pasear haciendo burla y escarnio a estos agentes de seguridad.

El ayuntamiento estuvo vigilado durante todo el día por un furgón policial de la Ertzaintza. También había allí algunos agentes de la Guardia Civil, que actuaban como escoltas de la alcaldesa. Su intervención en caso de altercado no estaría permitida pues estos beneméritos se encontraban allí destinados a la protección personal de Regina Otaola.

Finalmente, un total de 88 personas votaron el pasado domingo el Lizarza lo que equivale al 17,43% del censo (en 2004, la participación fue del 72,71%). Estos fueron los resultados:

-- 417 personas se abstuvieron (el 82,57% de la población).

-- EAJ-PNV obtuvo 43 votos (el 50%).

-- El PP obtuvo 20 votos (el 23,26%).

-- Aralar obtuvo 9 votos (10,47%).

-- EA obtuvo 6 votos (6,98%).

-- Y el PSE, 3 (3,49%).

Según los agentes, situaciones similares de presión por parte de representantes de la llamada izquierda ‘abertzale’ se vivieron en otras localidades del País Vasco como Hernani o Azpeitia, donde por ejemplo la Ertaintza tuvo que disolver una concentración de medio centenar de personas.