Martes 06/12/2016. Actualizado 01:07h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Manuel Marín “se apea del carro” por sorpresa y entrega los coches oficiales que negaba a su colega, López Garrido, y a Jorge Fernández

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los secretarios de los dos principales grupos parlamentarios del Congreso –Diego López Garrido, PSOE y Jorge Fernández, PP- contarán con coche oficial en un plazo máximo de diez días. Manuel Marín, por sorpresa, ha accedido ahora a cumplir la resolución de la Mesa del Congreso.

Los secretarios de los dos principales grupos parlamentarios del Congreso —Diego López Garrido, PSOE y Jorge Fernández, PP- contarán con coche oficial en un plazo máximo de diez días. Manuel Marín, por sorpresa, ha accedido ahora a cumplir la resolución de la Mesa del Congreso. La Mesa del Congreso, presidida por Manuel Marín, había aprobado tiempo atrás que los secretarios de los dos grupos parlamentarios mayoritarios —Diego López Garrido, por parte del PSOE, y Jorge Fernández, del PP- gozaran de coche oficial y chófer. Como ya informó El Confidencial Digital, Manuel Marín, en una decisión insólita, decidió condicionar la entrega de los vehículos a que se lograra un acuerdo para la reforma del Reglamento del Congreso y esta resultara aprobada. El pasado mes de febrero, Eduardo Zaplana y Alfredo Pérez Rubalcaba comparecieron ante los medios y comunicaron que el PSOE y el PP se habían comprometido a sacar adelante la reforma del Reglamento del Congreso, pendiente desde hace quince años, y que pactarían sus ejes principales. Sin embargo, esta declaración de buenas intenciones no fue suficiente garantía para Marín, que siguió negándose a sacar los coches del garaje de Las Cortes. En los presupuestos del Congreso para el año 2005 se contempló una partida para emplear a los chóferes y cubrir los gastos de gasolina. Los chóferes ya estaban contratados, pero hasta ahora no disponían de vehículo oficial que conducir. El presidente del Congreso ha cambiado de parecer y ha dado vía libre para que los secretarios dispongan de lo previsto en una o dos semanas, a lo sumo. Eso sí. Nadie ha logrado aún descubrir el motivo por el que Marín ha cambiado de parecer.