Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El Ministerio de Exteriores quiere empezar su traslado de inmediato y sobrelleva como puede el malestar de los diplomáticos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Pese a las voces que insinúan lo contrario, desde el Ministerio de Asuntos Exteriores se insiste en que el traslado del departamento a las afueras de Madrid es inminente. “Hay que tener en cuenta –explica a El Confidencial Digital un portavoz oficial- que no se trata de desplazar un simple escritorio; se trata de todo un ministerio”. Los informáticos ya trabajan en Torres Ágora.

Pese a las voces que insinúan lo contrario, desde el Ministerio de Asuntos Exteriores se insiste en que el traslado del departamento a las afueras de Madrid es inminente. “Hay que tener en cuenta –explica a El Confidencial Digital un portavoz oficial- que no se trata de desplazar un simple escritorio; se trata de todo un ministerio”. Los informáticos ya trabajan en Torres Ágora.

 

“Nos vamos ya”, es lo que se escucha en boca de los diplomáticos encargados de atender a la prensa y que trabajan en el edificio desalojado, sito en la calle Marqués de Salamanca. Sin embargo, hay quien no las tiene todas consigo e insinúa que la mudanza va para largo.

 

Lo que parece confirmarse sin ninguna duda es que este desplazamiento al inmueble alquilado en Torres Ágora, al borde de la carretera de circunvalación M-30 y próximo también a la M-40, tiene muy atribulados a los funcionarios que, por culpa de las emanaciones del gas tóxico conocido con el nombre de naftaleno que ha atacado a la sede actual, deberán mudarse en breve.

 

La situación entre los trabajadores es extraña: saben que no les queda más remedio que desplazarse hasta las afueras de la capital, que no caben más dilaciones, y que van a perder un emplazamiento inmejorable que, probablemente, jamás les será devuelto.

 

Efectivamente, teniendo en cuenta que el edificio por remozar va a ser vaciado por entero, y ganará hasta cuatro nuevas plantas que serán convenientemente dotadas, todo hace pensar que Patrimonio se verá sometido a grandes presiones para ubicar allí a otros interesados.

 

Como decimos, mientras tanto, Exteriores confirma que la mudanza se producirá antes de las vacaciones de verano y esperan estar operativos en el edificio de la Inmobiliaria Colonial para el comienzo del nuevo curso. Sin embargo, a muchos no le salen las cuentas.

 

Por lo pronto, un equipo de técnicos del departamento de Informática ya están en el nuevo inmueble preparando las instalaciones para que los funcionarios puedan desarrollar allí su trabajo, en septiembre a lo más tardar.

·Publicidad·
·Publicidad·