Martes 26/09/2017. Actualizado 14:32h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El embajador de Polonia está sorprendido por el tono de las llamadas que ha recibido de José Blanco y Miguel Sebastián tras el fallecimiento de su presidente

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Este fin de semana, Polonia celebrará los funerales por las víctimas del accidente aéreo, en el que fallecieron 96 personas, entre ellas el presidente, Lech Kaczynski, y las más altas autoridades del país. Algunas de las llamadas de condolencia que más sorprendieron al propio embajador polaco en España, minutos después del siniestro, fueron las de los ministros de Fomento, José Blanco, y de Industria, Miguel Sebastián.

La embajada polaca en la capital de España se encuentra colapsada en los últimos días por los cientos de mensajes de solidaridad por parte de representantes del Gobierno, políticos y de simples ciudadanos de la calle.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, las llamadas de José Blanco y Miguel Sebastián fueron recibidas con especial “sorpresa” por el embajador polaco en Madrid, Ryszard Schnepf. Los ministros se pusieron en contacto con el propio emisario nada más conocer las primeras noticias del siniestro.

Las fuentes consultadas aseguran a ECD que las relaciones de los titulares de Fomento e Industria con el embajador polaco eran “mínimas”. Por ello, el emisario no esperaba las palabras de aliento y pesar que le transmitieron Blanco y Sebastián.

Los ministros mantuvieron una conversación cordial, muy informal y fuera de todo protocolo con Ryszard Schnepf. Las mismas fuentes explican a este confidencial que José Blanco y Miguel Sebastián, cuando todavía se desconocía la identidad de los ocupantes del avión, preguntaron al embajador si entre las víctimas se encontraban sus homólogos en Polonia.

El presidente Zapatero, que aún no ha visitado la embajada, envío el mismo día del accidente un telegrama de condolencia al primer ministro polaco, Donald Tusk. Lo mismo hicieron los presidentes del Congreso y del Senado, José Bono y Javier Rojo, con sus homólogos.

Entre las autoridades que si han mostrado su apoyo en persona al embajador de Polonia se encuentran el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Ángel Lossada, el ex ministro de Exteriores, Marcelino Oreja, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el secretario de Estado para Iberoamérica, Juan Pablo de la Iglesia. Los Reyes y los Príncipes de Asturias también han manifestado su profundo pesar y afecto a los ciudadanos polacos.

Don Felipe y Doña Leticia dejaron para el recuerdo de las víctimas el siguiente fragmento en el libro de condolencias instalado en la embajada: “En estos momentos en el que el pueblo polaco ha sufrido tan terrible pérdida del presidente y su esposa, de tantas personalidades y autoridades, y de toda la delegación que asistía a un acto tan trascendente para la memoria colectiva de Polonia. Queremos transmitir nuestro afecto sincero y nuestro pesar más profundo. Estamos más cerca que nunca del pueblo polaco y desde la representación aquí en Madrid les abrazamos con cariño”.

Las fuentes consultadas por ECD añaden que Don Juan Carlos intentó consolar al embajador de Polonia con un fuerte abrazo y pronunciando las siguientes palabras: “Al pueblo polaco le ha tocado la tragedia en muchas ocasiones y las ha superado. Ahora tenéis que ser más fuertes que nunca”. Ryszard Schnepf agradeció las palabras del monarca y lamentó que “es la primera que los Reyes de España visitan la embajada de Polonia y es una pena que tenga que ser en estas circunstancias”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·