Miércoles 18/10/2017. Actualizado 12:44h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Recorte de 10.000 millones de euros en Sanidad y Educación. Bruselas advirtió a Rajoy de que le esperaba una bronca en el Ecofin de mayo por sus Presupuestos “buenos pero insuficientes”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Ecofin que se celebrará el próximo 2 de mayo en Bruselas ha sido otro de los factores clave en la decisión del Gobierno de recortar otros 10.000 millones de euros en Sanidad y Educación. Mariano Rajoy había sido advertido de que la UE le iba a pedir más ajustes después de analizar los Presupuestos, y ha decidido anticiparse para evitar un 'tirón de orejas' similar al que padeció Zapatero hace dos años.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, Moncloa pidió a la delegación española en Bruselas que pulsara la opinión de los comisarios de la UE, y de otros dirigentes europeos, sobre los Presupuestos para 2012 presentados por el Gobierno la semana pasada. El mensaje recibido fue positivo, pero no dejó del todo tranquilo a Mariano Rajoy.

Fuentes bien situadas en la Unión Europea, consultadas por este diario, explican que “tanto en Bruselas como en Alemania calificaron de buenos, pero insuficientes, los datos facilitados por el ministerio de Hacienda, por lo que se iba a pedir nuevos ajustes a España en el Ecofin y en las próximas reuniones de la Comisión Europea”.

Objetivo: evitar un rapapolvo como el que sufrió Zapatero en 2010

Las advertencias recibidas desde Bruselas pusieron en aviso a Mariano Rajoy, que “ha tenido muy en cuenta lo que pensaba Europa de nuestros Presupuestos a la hora de decidir y anunciar un ajuste de 10.000 millones de euros en Sanidad y Educación”.

Con ese nuevo recorte, “Luis de Guindos acudirá el próximo 2 de mayo al Ecofin con el mayor plan de ahorro que se recuerda en España, y sin el temor de que nadie pueda echarnos en cara no haber llevado a cabo las reformas que reclama Bruselas”, algo que el propio ministro de Economía calificó de “imprescindible” en la reunión mantenida con el presidente el lunes.

Las fuentes consultadas por ECD explican que una de las prioridades del Gobierno era evitar “una primavera de dudas a nivel europeo” como la que se produjo hace dos años con José Luis Rodríguez Zapatero, cuando el entonces presidente soportó un duro ‘tirón de orejas’ en Bruselas por su falta de reacción ante la crisis.

Desde la delegación española en la Unión Europea recuerdan que “los problemas de credibilidad de nuestra economía comenzaron en el Ecofin celebrado el 9 de mayo de 2010, donde España recibió fortísimas críticas por parte de Alemania, Francia, y el resto de dirigentes de la UE, que obligaron al Gobierno a congelar las pensiones y bajar el sueldo de los funcionarios.

Ahora, “las medidas de ajuste se han hecho antes de la cita europea, para impedir cualquier tipo de crítica y que volviéramos a vivir la tensión de hace dos años”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·