Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Rodríguez Zapatero ha pedido a su entorno en Moncloa y en Ferraz que intenten evitar nuevos problemas al Gobierno

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Presidente del Gobierno está deseando que lleguen cuanto antes las fechas de Navidad para ver si la marejada política se calma y poder así tener unos días de cierto sosiego personal, porque está sintiendo el desgaste físico y hasta psicológico de la última temporada.

El Presidente del Gobierno está deseando que lleguen cuanto antes las fechas de Navidad para ver si la marejada política se calma y poder así tener unos días de cierto sosiego personal, porque está sintiendo el desgaste físico y hasta psicológico de la última temporada. Según le cuentan a ECD en fuentes cercanas al Ejecutivo, Rodríguez Zapatero ha solicitado a su entorno político, tanto en La Moncloa como en Ferraz, que intenten no crear más problemas. La sensación que tiene Zapatero es que últimamente las cosas se están complicando demasiado y eso le está afectando. No solamente porque tuvo que comparecer ante la Comisión del 11-M, sino porque después han surgido polémicas como la suspensión de la cumbre hispano-polaca, tras lo cual reconoció que estaba "un poco cansado". Pero es que, además, ha saltado el asunto de las descalificaciones de Fernández de la Vega a "curas y magistrados", y, por supuesto, el grave enfrentamiento con el PP y las críticas en los medios de comunicación por la creación del nuevo foro sobre Gibraltar, en el que Madrid ha reconocido a la Roca igual posición negociadora que Gran Bretaña y España, con derecho de veto. Además, el Consejo de Estado ha rechazado que las uniones homosexuales, una de las promesas electorales del PSOE, puedan equiparse al matrimonio, una significativa derrota del Gobierno, a pesar de que Fernández de la Vega la disfrazara diciendo que lo importante es que las uniones "no son inconstitucionales". Por si fuera poco, Bruselas pone pegas al acuerdo entre la SEPI y los sindicatos sobre Izar. Demasiados problemas y preocupaciones para un Presidente del Gobierno que llega al final de año muy disminuido física y anímicamente. Además, Zapatero tiene la impresión de que no controla las cosas, y que desde todas partes se dedican a crear polémicas y tensiones.

·Publicidad·
·Publicidad·