Jueves 08/12/2016. Actualizado 18:06h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

La marcha de Elena Salgado descabeza el Ministerio de Sanidad y deja en difícil situación a Bernat Soria, que busca directivos para varios puestos estratégicos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Bernat Soria, el nuevo “inquilino” del Ministerio de Sanidad, deberá hacer frente a ocho complicados meses de trabajo. Pero lo peor de todo es que la ministra saliente, Elena Salgado, se ha llevado con ella a piezas claves de ese departamento, que manejaban temas trascendentales, como la cuestión de los médicos residentes.

El clima que se respira en los pasillos del edificio del Paseo del Prado, tras la salida de algunos cargos estratégicos de la casa a pocos meses de las elecciones generales del 2008 es de cierta tensión. Según los datos recogidos por El Confidencial Digital, se daba por descontado la marcha de Cristina López, la jefa de prensa de Elena Salgado.

Pero lo que muy pocos esperaban es que la nueva titular de Administraciones Públicas arrastrara tras de sí al mismísimo subsecretario del Ministerio, Fernando Puig de la Bellacasa, que ha sido nombrado secretario de Estado de Cooperación Territorial.

No quedó ahí la cosa. También se ha mudado el director general de Recursos Humanos y Servicios Económico-Presupuestarios de Sanidad, José Antonio Benedicto Iruiñ, que ahora ocupa el cargo de subsecretario de Administraciones Públicas. Hay que recordar que Bellacasa fue subsecretario de Interior en la anterior etapa del Gobierno socialista y es un hombre cercano a Alfredo Pérez Rubalcaba, como la propia Elena Salgado.

Estas dos salidas del equipo ministerial han supuesto, añaden a ECD las mismas fuentes, una pérdida muy importante para Bernat Soria: su experiencia hubiera sido clave a la hora de negociar y apuntalar el capital humano del ministerio y las administraciones sanitarias.

El nuevo ministro ha nombrado ya a Consuelo Sánchez Naranjo como subsecretaria de Sanidad y Consumo. El puesto del director de Recursos Humanos sigue vacante y es el que mayor ‘agujero’ parece haber producido en este departamento. De hecho, José Antonio Benedicto fue el responsable del proyecto de Real Decreto para regular los aspectos formativos de la residencia