Domingo 11/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El “otro” juez Torres, que instruye el escándalo de Marbella, se queda sin vacaciones para incorporarse en septiembre a un juzgado de Granada

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Se llama Miguel Ángel Torres, tiene tan sólo 35 años y, como un gran número de españoles, se quedará los próximos meses de julio y agosto sin vacaciones. Su problema: llevar la instrucción de la “operación Malaya” sobre los casos de corrupción urbanística en Marbella.

El “otro” juez Torres –no confundir con el instructor del macro juicio sobre los trágicos sucesos del 11-M en Madrid- tiene trabajo para rato. Según informaciones recogidas por El Confidencial Digital, el letrado ha manifestado su deseo de apurar al máximo la instrucción del “caso Malaya” en este mes de julio y agosto. Sacrificará así sus vacaciones para concluir la instrucción del expediente.   Las “prisas” del juez tienen su razón de ser en que debe incorporarse al juzgado de lo Penal número 5 de Granada en septiembre, la que es su plaza definitiva. Para esa fecha, Torres quiere tener concluido su trabajo.   Por cierto que la prensa local ha realizado algún perfil interesante de este joven juez, del que dicen se trata de un profesional con una excelente preparación, responsable de unos autos de gran solidez, ajustados a derecho, y un hombre sobrio y capaz.   Varios letrados presentes en sus interrogatorios aseguraban hace unos días al diario Málaga Hoy que su técnica “es muy dura”, pero que da resultado, porque “sabe perfectamente cómo enfrentarse a los temas, por muy difíciles que sean”. Eso sí. Le ponían un “pero”: mete excesivamente “la pluma” en sus resoluciones judiciales, como en el auto de prisión de Isabel García Marcos en el que dejó por escrito que nunca antes había oído tantas mentiras en una declaración.

·Publicidad·
·Publicidad·