Lunes 05/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Uxue Barkos alimenta la incertidumbre sobre su candidatura a la alcaldía de Pamplona con una carta a los militantes de Nafarroa Bai

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Uxue Barkos, la diputada de Nafarroa-Bai en el Congreso de los diputados, está desde hace unos meses instalada en la duda sobre su posible candidatura a la presidencia de la Comunidad Foral de Navarra o a la alcaldía de Pamplona. Así lo deja entrever en una carta enviada ayer a la militancia.

En el texto citado, la diputada de Nafarroa Bai en el Congreso, Uxue Barkos, envía un mensaje intencionado, una clara alusión a sus propios compañeros de filas. En primer lugar sugiere que hay que dejar de especular acerca de las listas para las municipales y autonómicas de 2007. En segundo término, pretende cortar de raíz los “dimes y diretes” planteados sobre su persona. El resultado es aún más confuso.   Como ya explicó El Confidencial Digital, en Na-Bai, el candidato al parlamento foral es elegido desde Aralar, mientras que el de la alcaldía de Pamplona es responsabilidad de Eusko Alkartasuna. Mientras que en el primer caso el elegido ha sido Patxi Zabaleta, en el caso de la persona que hará frente a la alcaldesa de Pamplona, Yolanda Barcina, aún no se ha deshojado la margarita.   En la coalición, conformada por PNV, Eusko Alkartasuna, Aralar y Batzarre hay un sector que presiona para la designación de Carlos Garaicoetxea hijo para las municipales. Otro grupo apuesta por la designación de Uxue Barkos.   Por este motivo resulta de interés la carta abierta difundida ayer por Barkos que, so capa de analizar las posibilidades de cambio en el gobierno de Navarra que hoy día preside Miguel Sanz, entra a tratar –por vez primera de manera abierta- el tema de su designación como candidata.   La periodista nacida en Pamplona afirma que sobre este asunto ha habido “llamadas externas, rumores, filtraciones, comentarios interesados” pero reconoce, a la vez, que sí han existido propuestas desde dentro de la coalición: “preguntas bienintencionadas, sugerencias internas, propuestas formales…”   Haciendo gala de una cierta ambigüedad, Barkos admite estar cansada de tantas hipótesis y afirma que trabajará para Na-Bai en el futuro desde “el escaño que los electores navarros decidieron” o “donde los partidos e independientes de Nafarroa Bai decidan: en esta lista o en aquella… en el puesto 1 o en el 21. Me preocupan poco las listas: me preocupa el proyecto”.   Las palabras con la que cierra su carta la diputada del Grupo Mixto en la Cámara Baja, abren más incógnitas que las que despejan: “en ese reto estaré donde estoy o donde sea que Nafarroa Bai decida. A futuro, por Nafarroa”.