Martes 06/12/2016. Actualizado 01:07h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

El guardia civil asesinado por ETA describió por teléfono antes de morir cómo dos terroristas, un hombre alto y una chica, huían en un coche

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

ETA asesinó ayer a Juan Manuel Piñuel Villalón e hirió a otros cuatro guardias civiles en un atentado contra la Casa Cuartel de Legutiano (Álava). El agente pudo describir por teléfono antes de morir cómo los etarras huían del lugar del atentado. El acuertelamiento fue avisado el lunes de un posible atentado de la banda.

ETA volvió a asesinar ayer a un guardia civil. La banda colocó una furgoneta-bomba cargada con entre 100 y 300 kilos de explosivo, según las primeras investigaciones, en el perímetro de seguridad de la Casa Cuartel de Legutiano, en Álava.

Los etarras aparcaron el vehículo junto al edificio y se bajaron de él para dirigirse a otro, un Peugeot 306 que fue robado en Berango (Vizcaya) el 14 de abril y que ha permanecido un mes escondido.

En torno a las 3:00 de la madrugada, Juan Manuel Piñuel, que se encontraba en el interior de un pequeño edificio de vigilancia anexo al cuartel, se percató de la presencia en ese perímetro de seguridad de dos personas que habían aparcado una furgoneta sospechosa. El agente telefoneó a la central operativa de servicios de la Guardia Civil informando de la colocación de este vehículo, así como que un compañero había salido a identificarla.

El agente asesinado tuvo también tiempo para describir que un hombre alto y una mujer habían bajado de esa furgoneta y se habían introducido en el Peugeot 306 matrícula de Bilbao en el que huyeron.

En ese mismo instante, mientras el guardia civil se encontraba describiendo vía telefónica lo que veía, se produjo una fuerte explosión y se cortó la comunicación.

Fuentes de la lucha antiterrorista de que ese hombre alto que describió Juan Manuel Piñuel sea Jurdan Martitegi, posible miembro de un ‘comando Vizcaya’ estable y uno de los autores del atentado de la T-4 de Barajas.

Por otra parte, según ha podido saber El Confidencial Digital, los servicios de seguridad de la Casa Cuartel de Legutiano recibieron el pasado lunes un escrito con carácter confidencial en el que se advertía de un posible atentado contra el Instituto Armado y se instaba a los agentes a que tomaran las medidas de autoprotección necesarias.