Jueves 08/12/2016. Actualizado 18:06h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Los 90 millones que invertirá la Armada en mejorar la habitabilidad de sus naves, tras las quejas de los marineros, alcanzará a 34 buques

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los problemas de reclutamiento en la Armada española y, sobre todo, las quejas de los marineros han obligado a Defensa a invertir en mejorar la habitabilidad de sus buques, que afectará a 34 naves de la flota. Estas mejoras supondrán para la Armada un desembolso de 90 millones de euros.

Según fuentes del sector naval consultadas por El Confidencial Digital, el programa Cavimar –Calidad de Vida en la Mar-, desarrollado por Navantia, se aplicará a 34 naves de la Armada española antes de que finalice el año 2010. El programa ampliará y mejorará las áreas de ocio y de descanso del personal de los buques.   Cavimar es el resultado de un acuerdo alcanzado entre la empresa líder del sector de la construcción naval militar, Navantia, y el Ministerio de Defensa para la Armada española. La puesta en marcha de este programa tiene que ver con las quejas de los marineros, un malestar que ha afectado también al reclutamiento de nuevos marinos. La flota de la Armada necesitaba para su personal “una vida a bordo más cómoda y un entorno más ergonómico donde se pueda combinar trabajo, ocio y descanso”, afirman los promotores de estas mejoras.   Fuentes oficiales en Navantia afirman que “la Armada no es una excepción a este hecho y es conocida la dificultad existente en completar las dotaciones de los buques”. “El trabajo en el mar es más penoso que el que se pueda realizar en tierra. De ahí que, de alguna manera, hay que hacer que la vida a bordo de los buques se parezca lo más posible a la vida que se pudiera llevar en una instalación situada en tierra”, explican.   El ex ministro de Defensa, José Bono, puso en marcha el programa Cavimar porque como él mismo explicaba: “los militares asumen riesgos, asumen dificultades, asumen disminución de sus derechos ciudadanos para ser militares, para mejor servir a España; pero no está escrito en ningún sitio que tengan que asumir malestar por falta de condiciones mínimas y habitables en el lugar en el que trabajan”.   Así las cosas, el Buque Escuela Juan Sebastián Elcano, el portaaviones Príncipe de Asturias, los BIO Hespérides y Las Palmas, el hidrográfico Malaspina y los patrulleros clase Descubierta se han visto ya beneficiados por este proyecto.   El Juan Sebastián Elcano, por ejemplo, ha visto mejorados los espacios de sollados, aseos y zona de ocio, con montaje de nuevo mobiliario, así como la cocina y la lavandería. Las reformas para este buque comenzaron el 23 de julio de 2005 y finalizaron el 15 de febrero de 2006 -un mes antes del inicio del LXXVII Crucero de Instrucción- y ha supuesto un desembolso global de 11 millones de euros.