Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Política

Casi 17 meses después del 11-M, las víctimas siguen sin disponer de los 11 millones de euros en prestaciones prometidas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los 11,28 millones de euros que aportó la Confederación Española de Cajas de Ahorros para prestaciones sociales dirigidas a las víctimas del atentado terrorista del 11 de marzo siguen sin ser distribuidos en su totalidad entre los afectados. El dinero, entregado por la CECA al Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales el 16 de diciembre de 2004, está siendo gestionado por el Imserso.

Los 11,28 millones de euros que aportó la Confederación Española de Cajas de Ahorros para prestaciones sociales dirigidas a las víctimas del atentado terrorista del 11 de marzo siguen sin ser distribuidos en su totalidad entre los afectados. El dinero, entregado por la CECA al Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales el 16 de diciembre de 2004, está siendo gestionado por el Imserso.

 

El 21 de diciembre del pasado año, Jesús Caldera anunció la creación de una Unidad Administrativa dedicada a gestionar esos fondos ofrecidos por la CECA. Dicho capital se ha reunido gracias a la aportación de las Cajas de Ahorros (10 millones) y las donaciones de empresas y clientes de las Cajas.

 

El Ministerio de Trabajo y las Asociaciones de víctimas acordaron que ese dinero iría destinado a una serie de prestaciones sociales. No se entregarían esas ayudas en metálico sino que el Estado subvencionaría diversos servicios para los afectados.

 

Según han reconocido algunas instancias gubernamentales, diecisiete meses después de los trágicos sucesos de Madrid aún no se han dotado todas las ayudas para las víctimas. Un portavoz oficial del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales declara que ya se han puesto en marcha las ayudas de “asesoramiento jurídico e información”, que funcionan a pleno rendimiento. Sin embargo, aún no se encuentran plenamente operativos la rehabilitación física y psicológica, y el asesoramiento laboral.

 

Algunos afectados han reconocido a El Confidencial Digital su nerviosismo ante la paralización de esas subvenciones. En cambio, un portavoz de la Asociación de Víctimas del 11-M niega que haya personas intranquilas por estos retrasos.

 

A día de hoy, una Comisión formada por distintas organizaciones de damnificados por el 11-M se encuentra en conversaciones con el Ministerio de Asuntos Sociales para intentar concretar el modo de realizar el reparto de los fondos que quedan por distribuir.